Foto de ilustración (Fuente:internet)
Ottawa (VNA) - Altos funcionarios de los países miembros de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) y de Canadá se reunieron para revisar la implementación de las actividades bajo el plan de acción en el período 2016-2020.

En la reunión, la 14 de su tipo, realizada recientemente en esta capital, Donald Bobiash, presidente de la Reunión de Altos Funcionarios (SOM) de Canadá, valoró que la ASEAN es un socio importante de este país norteamericano.

Con una economía dinámica y un mercado de 620 millones de personas, el bloque es el sexto mayor socio comercial de Canadá. Hasta la fecha, las inversiones de la agrupación en esta nación han superado los 730 millones de dólares, agregó.

Afirmó que Canadá desea impulsar la conexión comercial con la ASEAN, incluida la posibilidad de construir un tratado de libre comercio bilateral.

Canadá respalda el apoyo al cumplimiento cabal y efectivo de la Declaración sobre la Conducta de las partes en el Mar del Este (DOC) y al establecimiento pronto de un código al respecto (COC), en concordancia con las regulaciones universales, particularmente la Convención de las Naciones Unidas sobre el derecho del mar (UNCLOS) de 1982, enfatizó.

En sus discursos en el evento, el viceministro canadiense de Relaciones Exteriores, Ian Shugart, y el senador Peter Harder, destacaron la importancia de la conexión entre Canadá y la ASEAN.

Afirmaron que Canadá está dispuesto a participar más profundamente en los mecanismos de cooperación regional, liderados por el bloque, y aspira a ser pronto un miembro de la Cumbre de Asia Oriental (EAS) y la Conferencia de Ministros de Defensa de la ASEAN ampliada (ADMM-Plus).

Mientras tanto, representantes de los países miembros de la ASEAN expresaron su deseo de que Canadá continúe apoyando  a la agrupación en el proceso de construcción de su Comunidad y promueva su rol central en la formación de la estructura regional.

También propusieron impulsar la cooperación bilateral en las actividades contra el terrorismo, el extremismo, la piratería y el narcotráfico, así como en los campos de la gestión fronteriza, seguridad cibernética, y adaptación al cambio climático.

El jefe de la delegación vietnamita y viceministro de Relaciones Exteriores, Nguyen Quoc Dung, sugirió que ambas partes fortalezcan la cooperación en la seguridad marítima, la lucha contra el tráfico humano, y la seguridad de los recursos hídricos, sobre todo en la cuenca baja del río Mekong.
 
Al compartir su preocupación ante la compleja situación en el Mar del Este, el subtitular ratificó la postura congruente de Hanoi sobre el asunto y saludó la posición de Ottawa en sus recientes declaraciones en torno al tema.

Recomendó impulsar la colaboración en educación, mediante del aumento de las becas de la parte canadiense  para Camboya, Laos, Myanmar, y Vietnam, además de implementar los proyectos en turismo, intercambios de pueblo a pueblo, y desarrollo de infraestructuras.

Canadá estableció la relación de diálogo con la ASEAN en 1977. VNA
VNA-INT