Nueva Delhi (VNA)- El embajador vietnamita en la India, Ton Sinh Thanh, ratificó la disposición de su país de cooperar con otros reclamantes para resolver las disputas territoriales en los archipiélagos de Truong Sa (Spratlys) y Hoang Sa (Paracels) de manera pacífica y conforme a las leyes internacionales. 

El embajador de Vietnam en Nueva Delhi, Ton Sinh Thanh, interviene en la cita (Fuente: VNA)


El diplomático intervino en un seminario efectuado ayer en Nueva Delhi sobre los impactos en seguridad y economía de la situación en el Mar del Este, al cual asistieron prestigiosos académicos y expertos internacionales. 

Durante la cita, los participantes, incluidos los provenientes de Rusia, Japón, Australia y Singapur, debatieron los temas relativos a las políticas de la India respecto a esas aguas y las fuerzas motrices de la seguridad regional. 

Tras corroborar la pertenencia a Vietnam de los archipiélagos Hoang Sa y Truong Sa, el diplomático vietnamita afirmó que Hanoi dispone de todas las pruebas históricas y bases legales para confirmar su soberanía indiscutible sobre esos conjuntos de islas. 

Reiteró la fuerte determinación de Vietnam de proteger su soberanía sobre esos dos archipiélagos. 

Llamó a las partes a mantener el statu quo en la zona, evitar el uso de la fuerza o amenaza con usarla para resolver las controversias, actuar con moderación, cumplir seria y plenamente la Declaración sobre la Conducta de las Partes Concernientes en el Mar del Este (DOC) y aprobar prontamente el Código correspondiente (COC). 

Reafirmó los derechos soberano y jurisdiccional de su país en la zona económica exclusiva (ZEE) extendida a 200 millas náuticas de su costa marítima y la plataforma continental, según la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar (UNCLOS) de 1982. 

Patentizó la determinación de Hanoi de salvaguardar la soberanía, mantener sus actividades regulares en la zona marítima soberana, y continuar estrechando la cooperación con otras naciones, incluida la India, en la exploración y explotación de los recursos naturales en su ZEE. 

Ratificó el apoyo de Vietnam al cumplimiento pleno de UNCLOS y a los esfuerzos por convertir al Mar del Este en una zona pacífica, estable y cooperativa. 

Por otro lado, expresó la preocupación por la compleja evolución de la situación en esas aguas, incluida la militarización por parte de Beijing en el Mar del Este, acción que amenaza la paz, estabilidad y cooperación en la zona. 

Remarcó que las actividades de China no solo violan seriamente la soberanía de Vietnam sobre Hoang Sa, sino también ponen en peligro la paz en la región y la libertad de navegación en el Mar del Este, degrada la confianza estratégica y afecta severamente la cooperación en la zona India- Asia- Pacífico. 

En tanto, diferentes estudiosos indios manifestaron su inquietud ante las acciones unilaterales de China en el Mar del Este y llamaron a buscar vías pacíficas para dirimir los diferendos e impulsar la prosperidad y orden en la región. 

El exsecretario de Relaciones Exteriores del país anfitrión, Kanwal Sibal, enfatizó que la región de Asia- Pacífico enfrenta actualmente varios desafíos por el ascenso de la fuerza militar china y el terrorismo, entre otros. 

El cambio de la política “hacia el Oriente” por la de acción en esa zona por parte de Nueva Delhi contribuyó a impulsar la cooperación en la región, particularmente en la solución de las diferencias en el Mar del Este. 

El doctor G.V.C Naidu de la Universidad india Jewahalral Nehru hizo hincapié en la necesidad de consolidar el papel clave de la ASEAN en esas labores y acelerar la conclusión de COC.- VNA