Kuala Lumpur (VNA) – El historiador malasio Mohd Fuad Khusari M. Said informó que se descubrieron restos esqueléticos probablemente pertenecientes a un hombre más grande de lo normal en una cueva en la isla Pulau Upeh, del estado de Malaca.

La gigantesca tumba descubierta en Pulau Upeh. (Fuente: The Star)

El arqueólogo, quien fue designado por el gobierno de Malaca para buscar nuevos sitios históricos, reveló que halló algunos huesos parcialmente expuestos sobre el suelo en Pulau Upeh.

Añadió que el descubrimiento podría ser una prueba para validar las afirmaciones de que los primeros colonos en Malaca, que incluye el período del sultanato malayo, eran grandes en estructura corporal.

El historiador dijo que basándose en el tamaño del cráneo y la longitud de los huesos, los restos podrían ser de un hombre medido entre tres y cinco metros de altura.

La longitud de los restos esqueléticos coincide con el tamaño de las tumbas del sultán Ariffin y siete hermanos guerreros en Pulau Besar, indicó.

También informó que encontró dos tumbas de gran dimensión a una distancia de más de un kilometro de esa cueva. Cada tumba mide cinco metros de longitud y 0,5 metro de anchura.

Con anterioridad, se descubrieron sepulcros gigantes en Pulau Besar que se cree que pertenecen a líderes religiosos musulmanes de Yemen, Arabia Saudí, India y Java, quienes vinieron a Malaca para difundir el Islam durante los primeros días del sultanato de Malaca.

Según el presidente del Instituto de Estudios Históricos y Patriotismo de Malasia, Mohd Jamil Mukmin, las tumbas son enormes en comparación con las modernas.

La explicación podría ser probablemente por el tamaño de los enterrados en esas tumbas, o simplemente excavaron tumbas grandes para honrar a los fallecidos, analizó doctor Mukmin. –VNA

VNA-INT