Un ejercicio conjunto Filipinas-EE.UU. en Zambales, Filipinas, el 7 de octubre pasado (Fuente: VNA)
 
Manila (VNA)- Estados Unidos y Filipinas acordaron reducir la escala y la frecuencia de las maniobras militares conjuntas, así como el número de soldados estadounidenses participantes.

Reuters citó a un alto oficial anónimo filipino diciendo que los próximos ejercicios conjuntos se centrarán en las operaciones de asistencia humanitaria y respuesta a las catástrofes, además de las actividades de simulacro y entrenamiento militar no tradicional.

El número de aviones y soldados estadounidenses estacionados en las bases militares de Filipinas también serán reducidos, reveló el militar quien asistió a una conversación entre altos funcionarios de los dos países en Malina.  

Los comandantes de las fuerzas armadas filipinas y del Comando del Pacífico de Estados Unidos se reunieron la víspera aquí y emitieron una declaración, la cual afirma que ambas partes seguirán cooperando estrechamente en los sectores importantes para los intereses nacionales y la seguridad de los dos países.  

Durante los últimos dos años, alrededor de cinco mil soldados de Estados Unidos participaron en las maniobras realizadas en Filipinas.

Con anterioridad, el presidente filipino, Rodrigo Duterte, amenazó con poner fin a los ejercicios conjuntos y cancelar los convenios firmados con Washington. – VNA

VNA – REG