Londres (VNA) – Vietnam y Reino Unidos tienen oportunidades para impulsar la cooperación comercial, incluso tras el Brexit, afirmó Julian Beer, vicerrector de la Universidad de Birmingham.
Julian Beer (Fuente: VNA)

La salida del Reino Unido de la Unión Europea (Brexit) significa su exclusión de todos los tratados y compromisos vinculantes del bloque, por eso en el futuro Londres podrá dirigir su mirada hacia pactos bilaterales, valoró el experto durante una reciente entrevista con corresponsales de la Agencia vietnamita de Noticias.  

Ese hecho, algunas veces no tiene como objetivo “rellenar” los espacios vacíos, sino impulsar nuevos nexos y a la vez buscar beneficios de las existentes relaciones, y en la actualidad, Reino Unido continúa implementando y promoviendo sus actividades comerciales, aseguró.  

Habrá diferentes enfoques en los tratados bilaterales, todo dependerá de las oportunidades que surjan por delante, añadió.  

Al ofrecer su opinión acerca de la salida de Estados Unidos del Tratado de Asociación Transpacífico (TPP), Beer consideró que el proteccionismo comercial, de hecho, no es la tendencia dominante en el mundo.  

Cadenas de producción y suministro están presentes en todas las partes del planeta, posibilitando la operación con fluidez de las economías, y romper esos enlaces no beneficiará a ninguna parte, afirmó.  

Por ejemplo, el Centro de Reino Unido provee del 20 por ciento de accesorios a las fábricas de automóviles en Estados Unidos, y del 40 por ciento a las plantas en Europa; y sería un gran problema si no se concretaran esas importaciones británicas, explicó.

Asimismo, hay que tener cuidado a la hora de considerar la salida de los tratados relacionados con las cadenas de producción y suministro, así como las oportunidades de cooperación, recalcó.  

Al referirse a los efectos del Brexit en las relaciones comerciales entre Reino Unido y Vietnam, Beer aseguró que ambos países se encuentran en una posición favorable para dialogar sobre oportunidades que les permitan incrementar la cooperación a nivel nacional, ya que el intercambio comercial bilateral todavía resulta inferior a las potencialidades.  

Recomendó que las dos partes identifiquen los ámbitos donde cada economía pueda aumentar el valor agregado para la otra, y expresó su convicción de que ambas naciones captarán las oportunidades y superarán conjuntamente los desafíos. – VNA