Naypyidaw (VNA)- Al menos 12 personas fallecieron en un asalto armado de insurgentes de la minoría musulmana rohingyas contra puestos policiales y controles militares en el conflictivo estado de Rakhine, Myanmar.
Combatientes myanmenos en Rakhine (Fuente: VNA)

El gobierno myanmeno indicó en un comunicado que unos 150 rebeldes participaron en este ataque, que ocurrió en la madrugada de este jueves en 24 puntos del municipio de Maungdaw, cerca de la frontera con Bangladesh.

Cinco policías y siete insurgentes murieron en el enfrentamiento que desencadenó el ataque, que fue reivindicado por el Ejército de Salvación Rohingyas de Arakan (ARSA), y al que se atribuye otra acción similar ocurrida el pasado 9 de octubre, la cual cobró la vida de nueve policías.

El asalto tuvo lugar un día después de que una comisión liderada por el exsecretario general de las Naciones Unidas Kofi Annan presentara al gobierno myanmeno un informe con recomendaciones para poner fin a la violencia sectaria en Rakhine y promover el desarrollo de la región. – VNA