Nueva Delhi (VNA) – El veredicto de la Corte Permanente de Arbitraje (PCA) de La Haya sobre el Mar del Este creó un nuevo escenario jurídico en esa zona marítima de importancia estratégica del mundo, afirmó el embajador de Vietnam en India, Ton Sinh Thanh.
Ton Sinh Thanh (centro) durante el simposio (Fuente: VNA)

El fallo del tribunal internacional rechaza la reclamación de China de la llamada “línea de nueve tramos” que cubre más del 90 por ciento de la superficie del Mar del Este y viola las zonas económicas exclusivas (ZEE) de todos los países que tienen soberanía en esa región, enfatizó el diplomático durante un coloquio efectuado la víspera en el Centro Internacional de India por el Grupo de trabajo sobre estrategias alternativas (WGAS). 

Esa decisión histórica también crea una base jurídica firme para reducir la escala de las disputas en esa zona marítima, añadió.

Como país que tiene soberanía en el Mar del Este y miembro de la Convención de las Naciones Unidas sobre el derecho del mar (UNCLOS) de 1982, Vietnam está dotado de los derechos soberano y jurisdiccional sobre su ZEE y exige a otros estados respetar esos derechos protegidos por la UNCLOS, recalcó. 

Al mismo tiempo, Vietnam respeta los derechos legítimos de otras naciones en el Mar del Este, entre ellos la libertad de la navegación marítima y aérea y el libre comercio, aseguró. 

En la ocasión, Sinh Thanh reiteró la postura clara y coherente de Vietnam respecto a las disputas soberanas en sus archipiélagos de Hoang Sa (Paracel) y Truong Sa (Spratly).

Vietnam dispone de todas las bases jurídicas y evidencias históricas para ratificar su soberanía sobre Hoang Sa y Truong Sa, proclamó.

Llamó a las partes concernientes a resolver las disputas por medios pacíficos y concordantes con las leyes internacionales, sobre todo la UNCLOS, y subrayó la importancia de ejercer el autocontrol, no utilizar o amenazar con el uso de la fuerza y evitar acciones unilaterales y de militarización.

Mientras esperan una solución a largo plazo aceptable para todos, las partes deben cumplir seriamente la Declaración sobre la conducta de las partes en el Mar del Este (DOC), recabó.

Vietnam urge a China y a la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) a establecer lo más pronto posible un código sobre la conducta de las partes en el Mar del Este (COC) y llama a todas las partes a hacer contribuciones constructivas para mantener la paz, la estabilidad y las leyes sobre los mares y océanos, dijo. 

El discurso de Sinh Thanh fue aplaudido por los participantes. 

Por su parte, el ministro consejero de Indonesia, Dalton Sembiring, declaró que ese país no reconoce la “línea de nueve tramos” de China y califica esa reclamación de jurídicamente inválida y violatoria a la UNCLOS.

Las actividades de construcción de islas artificiales por Beijing en el Mar del Este contravienen la UNCLOS, especialmente las regulaciones sobre la protección del entorno marino, repudió y afirmó que Indonesia respalda la solución pacífica de las disputas y llama a todas las partes a respetar las leyes universales, sobre todo la UNCLOS.

Refiriéndose al fallo de PCA, aclaró que Indonesia estimula a todas las partes reclamantes a continuar las medidas pacíficas y legítimas sobre sus reclamaciones soberanas. 

El consejero político de la Embajada de Japón, Hideki Asari, afirmó que todos los países deben cumplir las leyes internacionales, y que China, como miembro de la UNCLOS, está vinculada por el veredicto de PCA. 

Los participantes coincidieron en que el fallo del tribunal internacional tiene significado histórico al rechazar las reclamaciones de la “soberanía histórica” y la “línea de nueve tramos” de China, y que todas las partes deben respetar cabalmente la decisión de PCA e incrementar la cooperación para impulsar la paz, estabilidad y prosperidad en la región. – VNA

VNA – INTER