Manila (VNA) – Filipinas está considerando iniciativas diplomáticas y procedimientos jurídicos permitidos por las leyes internacionales en el asunto del Mar del Este, afirmó el secretario de Relaciones Exteriores de ese país, Perfecto Yasay.
Perfecto Yasay (Fuente: VNA)

Tal afirmación fue proclamada después de la aparición de informaciones de que China instaló sistemas de arma en las zonas en el Mar del Este donde Beijing reclamó su “soberanía”.

La semana pasada, el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales (CSIS, con sede en Washington) publicó un informe sobre las actividades de militarización realizadas por China en esas áreas, incluidas las que se encuentran en la Zona Económica Exclusiva de Filipinas según la Convención de las Naciones Unidas sobre el Mar del Este (UNCLOS) de 1982.

En respuesta, Yasay dijo que el gobierno filipino está verificando la información y afirmó que si es la verdad, Manila estará muy preocupada.

Esas acciones sólo empeoran las tensiones existentes, alertó.

Aunque no reveló detalles sobre esas iniciativas diplomáticas, así como los procedimientos legales, Yasay reiteró la decisión del gobierno del presidente Rodrigo Duterte de dejar de lado las disputas soberanas con China en la ausencia de una “medida lista”, y de buscar revigorizar la cooperación económica y socio-cultural entre los dos países.

Sin embargo, aseguró que mientras deja al lado los diferendos, el gobierno filipino no negociará sobre sus derechos señalados en el veredicto pronunciado el 12 de julio pasado por la Corte Permanente de Arbitraje.

Una vez disponga de una medida lista en el futuro, Filipinas utilizará el fallo como base para impulsar la solución pacífica de las disputas, pues el tribunal internacional creó las bases jurídicas para las reclamaciones de Manila, declaró. – VNA