Foto de ilustración (Fuente:VNA)
Hanoi (VNA) - Las lluvias torrenciales continuarán en la región montañosa del norte de Vietnam hasta el 15 de julio, según informó el Centro Nacional de Pronóstico Hidrometeorológico.

Las precipitaciones  podrían alcanzar entre 70 y 120 milímetros y más de 500 milímetros en algunas zonas, precisó la misma fuente.

Fuertes lluvias e inundaciones durante el fin de semana pasado en la región norteña dejaron siete muertos, incluida una familia de cuatro miembros, mientras que una persona está desaparecido.

Según el último informe de la Oficina del Comité Central para la Prevención de Desastres, el aguacero del 7 de julio causó graves inundaciones en la provincia de Thai Nguyen que arrastraron una familia con dos niños de cuatro y ocho años. Esa familia viajaba en un coche a través de un puente en la comuna de Linh Thong en el distrito de Dinh Hoa, cuando el agua subió repentinamente llevándose consigo el vehículo.

El cuerpo de un jóven de 17 años de edad fue encontrado el 9 de julio después de que fuera barrido por el agua el día anterior cuando nadaba en el río Nam Rom en la comuna de Thanh Chan en la provincia de Dien Bien.

Mientras tanto, en la provincia de Ha Giang, los rescatistas encontraron el 9 de julio los cadáveres de dos jóvenes de 13 y siete años enterrados por un deslizamiento de tierra.
Un residente del distrito local de Quang Binh también fue arrastrado por la inundación y sigue desaparecido. La avalancha causada por las fuertes lluvias también provocó heridas a otro residente del distrito de Bac Quang y destrozó por lo menos 70 casas en los distritos de Quang Binh, Xin Man y Hoang Su Phi.

Las autoridades informaron que más de mil 375 metros cúbicos de tierra y rocas cayeron debido a desclaves provocados por la lluvia, bloqueando 26 carreteras que conectan pueblos y comunas de la provincia. El corrimiento de tierra también destruyó dos instalaciones de riego en el distrito de Yen Minh, mientras que dos escuelas quedaron enterradas bajo las rocas en Hoang Su Phi.

Los deslizamientos de tierra en la provincia de Lao Cai afectaron a tres casas en los distritos de Muong Khuong y Bac Ha, mientras que al menos 17 mil metros cúbicos de tierra cayeron sobre 23 carreteras. El tráfico se reanudó el 9 de julio, informó el comité de prevención de desastres.

El aguacero destruyó casi 100 hectáreas de arrozales y hortalizas a través de las tres provincias montañosas durante el fin de semana, mientras cientos de cerdos y aves de corral murieron ahogados.

Las pérdidas en Ha Giang y Lao Cai se estimaron en alrededor de 124 mil 400 dólares y 88 mil dólares, respectivamente. VNA
VNA-SOC