Hanoi (VNA)- Las autoridades de Hanoi estudian la posibilidad de abrir nuevas calles peatonales con el fin de reducir la dependencia pública de los vehículos privados, especialmente motocicletas, reveló el jefe del departamento de transportación municipal, Vu Van Vien.  

Foto de ilustración. (VNA)

Impulsada por el éxito de las calles peatonales alrededor del lago Hoan Kiem, la réplica de este modelo es una de las medidas que considera el gobierno de Hanoi en un intento ambicioso de suspender completamente el uso de motocicletas.  

Según Van Kien, varios países en la región implementaron un itinerario de cinco a 10 años para reducir la presencia de motos en zonas interiores.

En el caso de Vietnam, y Hanoi en particular, un itinerario de 13 años (hasta 2030) resulta apropiado, y durante ese periodo, se desarrollará el transporte público, dijo.

Actualmente, la infraestructura de tránsito de Hanoi se ha sobrecargado ante la presión del creciente número de vehículos privados, mientras el sistema de buses públicos sólo responde a 14-15 por ciento de la demanda, indicó.  

En este sentido, se adoptan diversas medidas para mejorar esta tasa a 20-25 por ciento a finales de 2020, y a 35-40 por ciento en 2030, dijo, y agregó que los buses se aspira que sean medios de transporte principales en áreas interiores de la ciudad, y capaces de resolver el 50-55 por ciento de la demanda ciudadana. – VNA