Manila, (VNA)-  El líder del Estado Islámico (EI), Abu Bakr al- Baghdadi, ordenó el asedio de la ciudad de Marawi en la isla de Mindanao, según afirmó el presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, citado por el diario nacional Philstar.

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte (Fuente: VNA)


Con anterioridad, Duterte acusó al grupo armado Maute de estar vinculado al EI y reveló que Isnilon Hapilon, un terrorista perseguido por la policía que fue nombrado como líder del EI en Filipinas, aspira a establecer un estado islámico en el país.

Los senadores filipinos exigieron a los órganos competentes incautar o congelar las cuentas bancarias de los líderes del Maute y sus familiares con el fin de prevenir los flujos de capital inyectados en las mismas para respaldar las operaciones terroristas en Mindanao.

El enfrentamiento entre el ejército y los insurrectos en Marawi estalló a finales de mayo pasado luego de la detección por parte de las fuerzas de seguridad pública de la casa de refugio de Isnilon Hapilon, el líder del grupo terrorista Abu Sayyaf en la urbe.

Duterte declaró la ley marcial de 60 días en Mindanao y de acuerdo con el jefe de Estado, podría prolongarse por un año.- VNA