Entre los factores que se esconden la baja estatura de los vietnamitas en comparación con otros estados de Asia y Europa están una dieta pobre en nutrientes, según el Instituto Nacional de Nutrición del país indochino.

Ofrecen vitamina A a infantes vietnamitas (Fuente: VNA)

La altura promedio de los hombres vietnamitas sólo alcanza un metro 63,7 centímetros, 13,1 centímetros menos que el estándar de la Organización Mundial de la Salud (OMS), mientras tanto esas cifras en las mujeres vietnamitas son respectivamente un metro 53 centímetros y 10,7 centímetros.

En comparación con otros países en la región, el tamaño medio de los vietnamitas es ocho centímetros menos, según la subdirectora del Instituto Nacional de Nutrición, Le Bach Mai.

Precisó que durante los últimos 36 años, a pesar de logró crecer cuatro centímetros de la altura promedio, los vietnamitas siguen siendo en el grupo más bajo de Asia.

En 2014, el 14,5 por ciento de los infantes vietnamitas adolecía de falta de peso, mientras el 24,9 por ciento no llegaba a la estatura debida.

De acuerdo con los resultados publicados este mes de la inspección nacional de nutrición, el número de infantes desnutridos en las zonas rurales es mayor que en de las urbanas.

Las encuestas señalaron que un 13 por ciento de niños se encuentran en deficiencia de vitamina A, un 27,8 por ciento sufre anemia, mientras que esta tasa en mujeres en edad reproductiva y embarazada fue de 25,5 y 32,8 por ciento, respectivamente.

Los especialistas mostraron que la altura menor del estándar de los vietnamitas no fue por la herencia genética, sino por culpa de una dieta inadecuada que no responde a los criterios de nutrición, energía y micronutrientes para un desarrollo integral de ellos.

La mayoría de las raciones de alimentos para infantiles son sobras de carne y grasa, mientras carecen de vegetales, lo que conduce a la anemia y la falta de zinc y calcio, entre otros micronutrientes, afectando negativamente al desarrollo de la altura, el peso y la capacidad de los pequeños.

La doctora Nguyen Thi Lam del Instituto de Nutrición subrayó la implementación de micronutrientes como una de las más importantes medidas para mejorar la figura de niños vietnamitas.

Tras sugerir la prevención de la desnutrición desde el período del embarazo, citó a las recomendaciones del Instituto de Nutrición y la OMS señalando que las mujeres embarazadas deben consumir diariamente una cápsula de hierro y acido fólico hasta un mes después del parto para evitar el riesgo de anemia.

Hizo hincapié también en la implementación según instrucciones de médicos de calcio, zinc y vitamina D, componentes que normalmente carecen en las dietas.

Los bebés deben ser alimentados solo con la leche materna durante los primeros seis meses de vida y luego con alimentos adecuados, especialmente los ricos en micronutrientes como hígado, carne de res, frijoles, camarones, moluscos, productos lácteos, huevos, pescados y soya, remarcó.

Con el fin de mejorar la calidad de la raza y elevar la longevidad, el primer ministro Nguyen Tan Dung aprobó el Plan Maestro de desarrollar la capacidad física y figura de los vietnamitas en el período 2011- 2030. – VNA