Sídney, (VNA) – Pocos países en el mundo ejemplifican mejor que Vietnam los beneficios de la liberalización comercial e inversionista, consideró el ministro australiano de Comercio, Turismo e Inversión, Steven Ciobo.
Steven Ciobo (Fuente: acfid.asn.au)

En un artículo recién publicado en el sitio web de la cancillería australiana, titulado “Reformas resultan en notable crecimiento económico en Vietnam”, Ciobo señaló que el país indochino emprendió hace tres décadas el proceso de Doi Moi (Renovación), con vistas a facilitar la transformación hacia la economía de mercado.

Desde 1990, el ritmo de crecimiento promedio anual de Vietnam fue de 5,5 por ciento, entre los más altos en Asia, puntualizó.

De acuerdo con el titular, Vietnam, un país de mediano ingreso con una población de 90 millones de personas, ha invertido fuertemente en la educación y la capacitación, poniendo énfasis en su favorable demografía, incluida una edad media de 30 años.

Con la asistencia de contrapartes como Australia, Vietnam está invirtiendo en la construcción de infraestructuras de transporte para consolidar su ventajosa geografía, notablemente próxima a la “locomotora de crecimiento” del Sur de China y las rutas marítimas más ocupadas del mundo, relató.

Comentaristas colocan al país indochino entre las economías emergentes que están en mejor posición para escaparse de la llamada “trampa del ingreso medio” y caminar un trayecto similar al de los primeros “tigres de Asia” como Singapur, Sudcorea y Taiwán (China).

Se espera que para mediados del siglo, Vietnam estará en el umbral de integrarse al grupo de las 20 mayores economías.

La liberalización del comercio e inversión ha estado en el núcleo de la historia de crecimiento de Vietnam y el intercambio comercial exterior es equivalente al 185 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del país, afirmó.

En un corto plazo, la confección textil se convirtió en una industria exportable valorada en 40 mil millones de dólares, lo que hace a Vietnam el segundo mayor suministrador de Estados Unidos, Japón y Sudcorea, especificó.

Añadió que entre tanto, el gigante sudcoreano Samsung fabrica en el país indochino casi un tercio de sus teléfonos inteligentes.

En 2015 y 2016, Vietnam rompió consecutivamente el récord de atracción de inversiones extranjeras directas, subrayó.

Más importante aún, el país sudesteasiático adoptó una decisión estratégica para impulsar la liberalización comercial como un factor crucial en su ambiciosa agenda de reformas, valoró.

Agregó que al enfrentar difíciles elecciones en 2017 y los años posteriores, otros países pueden buscar inspiración en la historia de la nación indochina.

Señaló que Australia se benefició del crecimiento constante de la economía oriental, la cual se ubica en el puesto 15 de la lista de contrapartes comerciales del país oceánico con un trasiego comercial bilateral de más de 10 mil millones de dólares, mientras las inversiones australianas en Vietnam han crecido vigorosamente.

Australia ha impulsado la cooperación en agricultura, energía, servicios financieros, turismo y salud, así como ha perseguido una firme agenda de educación e innovación con Vietnam, declaró.

Por otro lado, la comunidad de vietnamitas residentes en Australia, que es el sexto mayor grupo de extranjeros en ese país, brindará más energías y una mayor comprensión a los nexos empresariales, aseguró.

Cuando Vietnam se prepara para la Cumbre del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC) en la ciudad de Da Nang en noviembre próximo, Canberra coordina estrechamente con Hanoi para impulsar la conectividad económica y reducir las barreras comerciales entre las 21 economías miembros del bloque, aseveró.

Vietnam es uno de los países más beneficiados de los privilegios arancelarios concedidos por el tratado de libre comercio entre la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático, Australia y Nueva Zelanda, esclareció.

Hanoi y Canberra también participan en las negociaciones del Acuerdo de Asociación Estratégica Integral Regional (RCEP), que representa el 30 por ciento del PIB global, al igual que firmaron el Tratado de Asociación Transpacífico (TPP, inglés), recordó.

Pese a la salida de Estados Unidos del TPP, Australia, Vietnam y otros países integrantes trabajan conjuntamente para garantizar que los beneficios de ese acuerdo no se pierdan, aseguró. – VNA