Manila (VNA) – Ocho rebeldes y un soldado murieron durante un enfrentamiento entre las tropas gubernamentales y el grupo insurgente Abu Sayyaf en la provincia de Sulu en el Sur de Filipinas.

Soldados filipinos (Fuente: AFP/VNA)


Según el mayor Filemon Tan, el ejército realizó un ataque artillero contra unos cien militantes de Abu Sayyaf en el pueblo de Patikul, donde esa agrupación encerró a cuatro rehenes, de ellos tres extranjeros.

La organización, fundada a principios de la década 90 del siglo pasado, es la autora de los ataques terroristas más sangrientos en el sur de Filipinas y responsable de secuestros de extranjeros en años recientes.

Este grupo musulmán aún mantiene varios cautivos, entre ellos dos canadienses, un noruego y una filipina secuestrados en septiembre. Por cuya liberación, solicitó un rescate de más de 21 millones de dólares. – VNA