Kuala Lumpur (VNA)- El primer ministro de Malasia, Najib Razak, expresó su esperanza de que los musulmanes en general y los que viven en Malasia, en particular, aprovechen la festividad de Eid al Fitr para promover la paz y la unidad, como dijo el Profeta Muhammad.
El primer ministro Najib Razak (Fuente: VNA)

En su blog en NajibRazak.com, el jefe de gobierno malasio advirtió que si los islamistas optan por practicar políticas hostiles, es posible que la relación entre musulmanes y no musulmanes en el país empeore.

Según el premier, los musulmanes necesitan perdonarse unos a otros por el bien de la unidad, lo que inspirará el espíritu de clemencia en los demás independientemente de sus creencias e ideologías.

La situación empeora debido a que algunos extranjeros consideran a los musulmanes como fuente de odio y violencia a pesar de que la religión de más de mil 400 años de antigüedad siempre considera la paz y la unidad como la mejor solución para los conflictos.

Sólo las grandes almas pueden perdonar y también lo son los seguidores islámicos, por lo tanto deben elegir el perdón en lugar de ir en contra de él por sus intereses personales, afirmó. – VNA