Yakarta, (VNA)- Alrededor de 15 mil seguidores budistas, juntos con numerosos monjes, parlamentarios y autoridades locales, se congregaron en la base aérea en Medan, capital de la provincia de Sumatra, los días 19 y 20 pasados para orar por la paz y la tolerancia. 

Foto de ilustración (Fuente: VNA)


Al inaugurar el acto con la liberación de centenares de palomas, el ministro indonesio de Asuntos Religiosos, Lukman Haki Saifuddin, subrayó que el evento, bajo el tema “Por mi Patria”, demuestra la bondad de los fieles budistas, con el deseo de obtener la paz y unión en el país en medio de la creciente tensión religiosa allí. 

Agregó que a través de ese evento, cada persona siente la responsabilidad de contribuir a la paz del pueblo, y, por otro lado, sugirió que se ampliará ese tipo de actividad de budistas en toda Indonesia. 

Después de la ceremonia, los seguidores budistas participaron en una donación de sangre. –VNA