Foto de ilustración (Fuente: VNA)
Hanoi (VNA) - La Asociación Vietnam – Estados Unidos (VUS, en inglés) y la Unión de Organizaciones de Amistad de Vietnam (VUFO) realizaron un taller que trató sobre las consecuencias de la guerra, como las víctimas del agente naranja/dioxina y las secuelas de las bombas y minas en el país indochino.

En el evento efectuado la víspera, el presidente de la VUS, Nguyen Tam Chien dio la bienvenida a la delegación de veteranos de guerra de Estados Unidos y reconoció sus contribuciones activas para aliviar el dolor causado por el conflicto bélico entre los dos países en el pasado.

Expresó que en las relaciones de cooperación Vietnam - Estados Unidos se han registrado grandes avances en los últimos años.

Los asuntos de la posguerra, como el agente naranja/dioxina y las bombas y minas, han recibido mucha atención de los gobiernos y pueblos de las dos partes, agregó.

Llamó a los dos países para aumentar la comprensión mutua, la amistad y la colaboración mediante el fomento de los intercambios de pueblo a pueblo con el fin de abordar activamente las secuelas de la guerra.

El vicepresidente de la Asociación estadounidense de Veteranos de la Paz  Chuck Searcy, enfatizó que todos los miembros de su entidad tienen como objetivo común de aliviar el dolor causado, y promover la paz y la amistad entre las dos naciones.

El vicepresidente y secretario general de la Asociación vietnamita de Víctimas del agente naranja / dioxina, teniente general Nguyen The Luc, sugirió que Vietnam y Estados Unidos apliquen tecnologías modernas para hacer frente a la contaminación provocada por la sustancia química tóxica.

Exhortó a los veteranos de guerra estadounidenses a apoyar la lucha por la justicia para las víctimas de la dioxina en Vietnam contra las empresas productoras del tóxico.

De acuerdo con el Comité Directivo Nacional para el Plan de Acción sobre la Superación de Secuelas de Bombas y Minas, alrededor de 800 mil toneladas de municiones sin explotar están dispersas sobre seis millones 600 mil hectáreas en Vietnam, o el 20 por ciento de la superficie del país. 

Las estadísticas en 2013 muestran que las minas y bombas remanentes de la guerra de Vietnam cobraron la vida de más de 42 mil personas e hirieron a otras 60 mil en toda la nación, lo que equivale a mil 500 muertos y casi dos mil 300 heridos cada año. VNA

VNA-SOC