Foto de ilustración (Fuente: VNA)

El Banco Estatal de Vietnam (BEV) está dispuesto a vender divisas en caso necesario para garantizar el equilibrio entre la oferta – demanda de las monedas extranjeras y prevenir las falsas expectativas sobre el tipo de cambio.

En un comunicado de prensa emitido el domingo, BEV afirmó que aplica todas las medidas necesarias para estabilizar el mercado de divisas y mantener el tipo cambiario en la banda fluctuante permisible.

El documento fue publicado después de que el Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC), un componente del Sistema de la Reserva Federal (FED), cerró su reunión el 17 pasado decidiendo no reajustar la tasa nominal de interés de fondos federales, en razón del nivel de inflación inferior a dos por ciento y las recientes alteraciones en el entorno universal.

Por la primera vez en un comunicado de prensa emitido por FED apareció la observación “los últimos cambios en el mercado financiero mundial y la economía global podrán desalentar de algún modo las actividades económicas y causar presión conduciendo al descenso de la inflación a corto plazo”.

Este documento también declara que FOMC supervisará la evolución del mercado internacional, lo cual evidencia que la situación económica y financiera global será factor clave cuando FED considere aumentar la tasa de interés en el tiempo cercano.

Después del anuncio de FED, las expectativas sobre un aumento de la tasa de interés en diciembre próximo cayeron.

De acuerdo con un sondeo de la agencia noticiosa CNBC, sólo el 64 por ciento de los encuestados dijeron que hubiere un reajuste, frente al 84 por ciento registrado antes de la reunión, e incluso algunos pronosticaron que FED no adoptará el cambio hasta marzo de 2016, pues los bajos precios de petróleo y mercancías y las inestabilidades en la economía mundial aumentan los riesgos a Estados Unidos a mediano plazo.

Frente a estos análisis, BEV afirmó que la posibilidad de ascenso de la tasa de interés por FED ya estaba incluida en sus cálculos sobre el tipo de cambio interbancario y la banda de fluctuación.

También aseguró que la moneda nacional (dong, VND) tiene suficiente límite oscilante ante la evolución desfavorable en el mercado internacional y doméstico, no sólo hasta el cierre del año sino también para los primeros meses de 2016.

Asimismo, el momento en que FED reajuste la tasa de interés no afectará las futuras planificaciones del BEV, ratificó. – VNA