Yakajrta, 15 may (VNA) – Una bomba ha sido descubierta hoy en un centro comercial en la provincia indonesia de Lam Pung.
Indonesia estrecha seguridad después de una serie de atentados suicidas (Fuente: EPA/VNA)

El artefacto explosivo, encontrado por un escuadrón antiterrorismo de la policía de Indonesia, fue desactivado de manera segura.

Anteriormente, al menos 28 personas murieron y otras decenas resultaron heridas en las consecutivas explosiones con bomba ocurridas los días 13 y 14 de este mes en Surabaya, la segunda mayor ciudad de Indonesia.

El más sangriento y el primero de los ataques ocurrió el domingo, cuando una familia de seis miembros, incluidas dos niñas de ocho y 12 años, que había regresado de Siria, atentó con explosivos en tres iglesias cristianas de Surabaya, cabecera de la provincia de Java Oriental.

Doce civiles murieron, además de la familia al completo, y más de 40 personas resultaron heridas durante la misa en un centro religioso católico, uno protestante y uno pentecostal.

Luego, una explosión ocurrió en horas después del primer incidente en un apartamento en Sidoarjo, a 34 kilómetros de Surabaya, dejando como saldo dos fallecidos y tres niños heridos. El lugar se encuentra detrás de una comisaría.

Con posterioridad, otro atentado con bomba acontecido en la madrugada de este lunes en una estación policial en la ciudad de Surabaya dejó al menos 10 heridos, de ellos cuatro policías. – VNA

VNA- INTER