Hanoi (VNA) - El primer ministro de Vietnam, Nguyen Xuan Phuc, ordenó hoy a los ministerios, agencias gubernamentales y comités populares de las provincias y ciudades reforzar las medidas preventivas contra la propagación de la peste porcina africana (PPA) en el país.
 
Eliminación de cerdos enfermos (Fuente: VNA)

Un informe del Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural muestra que se ha registrado la epidemia en unas tres mil comunas y distritos en 52 provincias y ciudades del país, lo que obligó a sacrificar más de dos millones de cerdos, señala la instrucción emitida por el jefe del Gobierno.

El texto destaca el riesgo de propagación de la enfermedad en las localidades aún libres de la PPA, así como la recurrencia de la epidemia en los territorios donde no han detectado ningún brote en los últimos 30 días.

A pesar de la implementación de los métodos drásticos y sincrónicos, indica el documento, todavía existen deficiencias y limitaciones para la prevención y el control de la peste, como incumplimientos de las regulaciones relativas al sacrificio de animales y a la cuarentena, el transporte y el comercio de cerdos enfermos.

En tal contexto, el premier orientó la intensificación de las medidas preventivas contra la PPA, incluida la supervisión y detección rápida de la epidemia, la eliminación adecuada de los animales contagiosos, y la protección del medio ambiente.

Es necesario también exigir que los agricultores apliquen los métodos de higiene y desinfección orientados en sus granjas, reiteró Xuan Phuc en su instrucción.

El Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural instará a las localidades a reestructurar la industria pecuaria y diversificar los productos, centrándose en la cría de aves de corral y especies acuáticas para compensar la escasez de carne de cerdo, según el documento. 

Conocido desde hace casi un siglo, el virus de la peste porcina africana es un patógeno altamente contagioso, que causa grandes epidemias en cerdos domésticos y jabalíes.

Esta enfermedad no se transmite a los humanos pero las consecuencias podrían ser muy graves en el sector porcino y también para el medio ambiente, ya que el nivel de mortalidad puede alcanzar el 100 por ciento de los animales afectados. 

Según la Organización Mundial de Sanidad Animal, desde 2017 hasta el 18 de febrero de 2019, un total de 20 países detectaron la PPA. – VNA