Hanoi, (VNA) – El presidente de Vietnam, Tran Dai Quang, pidió hoy a la Fiscalía Popular Suprema coordinar estrechamente con otras autoridades para acelerar el tratamiento de los casos de corrupción y de otros delitos económicos, así como la recuperación de los bienes estatales perdidos.  

El presidente vietnamita, Tran Dai Quang (Fuente: VNA)


Al intervenir en la reunión de ese órgano judicial para la planificación de su agenda en 2018, el mandatario reconoció las contribuciones en 2017 de la fiscalía a la lucha anticriminal; a la salvaguardia de la legislación socialista, los derechos humanos, los intereses legítimos de las entidades, organizaciones e individuos; y al mantenimiento de la seguridad política y el orden social.  

En 2018, los órganos judiciales, entre ellos la fiscalía popular, iniciarán la implementación de las nuevas leyes y reformas jurídicas, destacó el presidente Dai Quang. 

En este sentido, instó a la Fiscalía Popular Suprema a presentar al sistema político medidas destinadas a fortalecer el combate contra la criminalidad, particularmente la corrupción y otros delitos económicos.  

También exhortó a garantizar la supremacía de la ley, fortalecer la legislación socialista, además de aumentar la capacidad de luchar contra nuevos tipos de crímenes.  

Al mismo tiempo, la fiscalía popular debe coordinar estrechamente con otros organismos competentes en la lucha anticriminal y el perfeccionamiento del marco legal, elaborar documentos instructivos del Código Penal de 2015 (modificado) y del Código de Procedimiento Penal de 2015, así como ampliar la cooperación internacional, enfatizó. 

Otras labores incluyen acelerar el fortalecimiento de las filas partidistas en el sector y la racionalización de la plantilla.  

En 2017, el sector propuso iniciar el procedimiento legal sobre 565 casos penales, adoptó decisiones sobre más de 31 mil personas arrestadas y promulgó casi 57 mil órdenes de investigación.  

Especialmente, la tasa de falsa acusación se redujo en 80 por ciento, a sólo tres casos.  

La Fiscalía Popular Suprema coordinó con el Ministerio de Seguridad Pública y el Tribunal Supremo Popular para llevar a la justicia numerosos graves casos de delitos económicos. Los resultados recibieron el respaldo del público y afectaron positivamente a la lucha contra la corrupción. – VNA