Las provincias del delta del río Mekong estimulan a los agricultores locales a ampliar el modelo “La comunidad produce arroz de forma sostenible” para el mejoramiento de la eficiencia económica y la protección ambiental.

Esa medida ayudará a los cultivadores a reducir en 45 kilogramos las pérdidas por hectárea y a disminuir la cantidad de fertilizantes nitrogenados en cinco kg/ha, así como la fumigación con pesticidas, por lo cual, se evitarán las plagas en 18 - 25 días después de la siembra.

La implementación de ese modelo también contribuirá a reducir la contaminación medioambiental, proteger la salud humana y mejorar la cooperación entre los campesinos a través de las actividades sectoriales, incluido el intercambio de experiencias.- VNA