Hanoi, (VNA) El ejército de Filipinas, con el apoyo de vehículos blindados, tomó el control de la ciudad de Datu Paglas, ubicada en la provincia sureña de Maguindanao, tras 12 horas de enfrentamiento con los rebeldes del grupo Combatientes Islámicos por la Libertad de Bangsamoro (BIFF, en inglés) una milicia relacionada con la organización autodenominada Estado Islámico (EI).

El ejército de Filipinas en el enfrentamiento (Fuente: VNA)


De acuerdo con el comandante del Batallón de Infantería número 33, teniente coronel Harold Cabunoc, las fuerzas de seguridad adoptan todas las medidas para frustar los planes terroristas en el sur de Filipinas, donde actúan varios grupos armados de corte islamista.

Los enfrentamientos ocurrieron después de la advertencia del presidente Rodrigo Duterte sobre el reclutamiento y los supuestos planes de ataque de los grupos terroristas vinculados con el EI en algunas ciudades sureñas del país.

Debido a los conflictos, unos 500 ciudadanos fueron obligados a evacuarse el martes último.

El ejército filipino inició hace dos semanas una campaña contra el BIFF en las zonas de pantanos de Liguasan, en Cotabano de Norte y Maguidanao, en la isla sureña de Midanao.

El BIFF, integrado por 400 miembros, es uno de los grupos que se ha declarado fiel al EI y sus actividades se centran en Maguindanao, especialmente en la ciudad de Cotabato y en las provincias de Maguindanao, Cotabato del Norte y Sultán Kudarat. –VNA