Manila,VNA) Los jefes de delegación participantes en la XI Conferencia de Ministros de Defensa de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ADMM-11) firmaron hoy una Declaración Conjunta, en la que subrayan la importancia del mantenimiento de la paz y la estabilidad regional, la libertad de navegación marítima y el fortalecimiento de la confianza mutua.

Ministros de Defensa de los países participantes (Fuente: VNA)


Al concluir la primera jornada del ADMM-11, los delegados enfatizaron la necesidad de impulsar  la cooperación defensiva mediante la organización periódica de las conferencias y consultas del Programa de Colaboración en Industria de Defensa de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), así como el fortalecimiento del intercambio popular entre los países de la región.

En la ocasión, los funcionarios debatieron medidas para luchar contra la tendencia alcista del terrorismo en el Sudeste Asiático.

De acuerdo con el ministro de Defensa de Filipinas, Delfín Lorenzana, la ADMM-11 se centrará en el impulso de la cooperación en defensa entre los países miembros de la ASEAN con el fin de mantener el papel central del bloque y elevar la conciencia y la confianza mutua.

Además, los delegados coincidieron en la necesidad de intensificar la colaboración multilateral en el despliegue de las soluciones para las amenazas regionales, sobre todo en los ámbitos de enfrentamiento a los desastres naturales, lucha antiterrorista, seguridad marítima y libertad de navegación marítima y aérea.

En relación con el mantenimiento de la seguridad marítima, confirmaron el compromiso de todas las partes participantes en la implementación cabal y eficiente de la Declaración sobre la Conducta de las Partes Concernientes en el Mar del Este y la necesidad de la pronta elaboración del Código al respecto.
Por otro lado, enfatizaron la importancia del despliegue del Programa de Colaboración en Industria de Defensa de la ASEAN para el robustecimiento del comercio de los equipamientos relacionados.

La ADMM-11 cuenta con la participación de los países miembros de la agrupación sudesteasiática y sus ocho contrapartes de diálogo: Australia, China, la India, Japón, Nueva Zelanda, Sudcorea, Rusia y Estados Unidos. –INTER