Hanoi, (VNA)- La corporación japonesa Ajinomoto, especializada en la producción de ingredientes y alimentos,  anunció un plan para construir una fábrica en Malasia, con el fin de satisfacer las demandas cada vez más altas de productos de Halal.
 
Foto ilustrativa (Fuente: JC Imagens)
De acuerdo con gerentes de la entidad, se destinarán alrededor de 85 millones de dólares para la edificación a partir de octubre próximo de esa planta en el estado de Negeri Sembilan, al sur de Kuala Lumpur.

Según lo planificado, se concluirá en 2022 el levantamiento de esta instalación nipona para la producción según los requisitos de Halal.

El término Halal se refiere a cualquier acción o comportamiento que esté permitido en el Islam, y aunque engloba a todo tipo de prácticas, se asocia comúnmente a los alimentos aceptables según la sharia, o ley islámica. En tal sentido, entre otras exigencias se requiere que los animales sean sacrificados de una manera particular, y después de una oración.

Ajinomoto posee hoy fábricas en 16 países, incluidos Estados Unidos, China, Francia, Nigeria, Brasil y Tailandia.- VNA