Manila, 21 mar (VNA)- El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, decidió revocar las licencias otorgadas a las empresas de exploración minera que supuestamente suministren artefactos explosivos a los grupos rebeldes en el sur del país.
El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte (Fuente:VNA)

Duterte asignó esa instruccion al Departamento de Medio Ambiente y Recursos Naturales durante una reunión del Comité Ejecutivo del Consejo Nacional de Seguridad, efectuada recientemente, según el portavoz presidencial, Harry Roque.

Durante el encuentro, los participantes también debatieron las medidas encaminadas a prevenir los riesgos provenientes de los grupos insurgentes, especialmente en puertos marítimos y aeropuertos.

Además, el presidente urgió a las compañías de exploración mineral a no ofrecer asistencia financiera a los grupos terroristas en la región meridional, incluido el Nuevo Ejército Popular (NPA).

En tanto, el ministro de Defensa de Filipinas, Delfin Lorenzana, llamó al NPA a rendirse, reveló el portavoz presidencial.

De acuerdo con estadísticas del Ejército de este país, el NPA cuenta con unos tres mil 700 tiradores que operan principalmente en las regiones de Davao y Caraga. Unas 30 mil personas murieron durante los enfrentamientos entre el gobierno y NPA en el último medio siglo.-VNA
VNA-INTER