Manila, (VNA)- El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, anunció que el ejército nacional liberó totalmente la ciudad de Marawi luego de 148 días de enfrentamientos con el grupo insurgente afín al Estado Islámico (EI).

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte (Fuente: VNA)


 Con anterioridad, el ministro filipino de Defensa, Delfin Lorenzana, informó que las fuerzas armadas del país refuerzan la persecución al terrorista malasio identificado con el nombre de Mahmud bin Ahmad,  sujeto que dirigió y patrocinó el asedio de Marawi.

Añadió que actualmente quedan en la urbe alrededor de 10 a 20 insurrectos, de ellos, de seis a ocho son extranjeros, que no han capitulado y han mantenido retenidos además a 20 rehenes, entre los que se hallan mujeres y niños.

Los militantes que juran lealtad al EI ocuparon varios sitios en Marawi el 23 de mayo pasado. Desde entonces, 822 insurgentes, 162 efectivos de las fuerzas gubernamentales y 47 civiles perdieron la vida en los enfrentamientos.- VNA