Manila, (VNA)-  Filipinas denunció lo que asegura que es una interferencia en sus asuntos internos por parte del Parlamento Europeo (PE), que urgió al país archipiélago a poner fin a su guerra contra las drogas, considerada violenta por las naciones occidentales.
 
El secretario de Asuntos Exteriores de Filipinas, Alan Peter Cayetano. (Fuente: rappler.com)

El secretario de Asuntos Exteriores de Filipinas, Alan Peter Cayetano, dijo que el PE ha “cruzado la línea roja” cuando solicitó acciones injustificadas contra esta nación.

Puntualizó que esas actividades, las cuales constituyen una intervención en asuntos de un Estado soberano”, se basan en “información tendenciosa, incompleta e incluso errónea y no refleja la verdadera situación sobre el terreno”.

Rodrigo Duterte, quien ganó las elecciones presidenciales en Filipinas en 2016 con su compromiso de acabar con el tráfico de drogas, ordenó una operación antidroga con drásticas medidas desde que asumió su cargo en junio de ese año. Como parte de esa campaña, miles de personas fueron asesinadas.-VNA