Singapur (VNA) - El Ministerio de Salud de Singapur anunció que los registros en este país de 14 mil 200 personas infectadas con VIH positivo, en su mayoría extranjeros, fueron robados y filtrados.
 
(Fuente: scmp.com)

Se trata de la segunda mayor fuga de datos de los servicios de salud de esta nación en los últimos seis meses.

La cartera dijo que las informaciones, incluidos nombres, números de identificación y teléfono y dirección, de cinco mil 400 singapurenses y ocho mil 800 extranjeros diagnosticados con VIH, desde 1985 hasta 2013, se divulgaron ilegalmente en línea.

Las autoridades trabajan para tratar de frenar la difusión de esos datos, reiteró.

Según pudo precisarse, la información filtrada está en posesión de Mikhy Farrera Brochez, un estadounidense VIH positivo que vivió en Singapur de 2008 a 2016. Fue condenado por numerosos delitos de fraude y uso de drogas.

Brochez fue recluido en prisión en junio de 2016 y deportado de Singapur en abril de 2018.

Entre junio y julio del año pasado, los registros de salud de un millón 500 mil pacientes en Singapur, incluido el del primer ministro, Lee Hsien Loong, fueron pirateados en el peor ataque cibernético del país insular. – VNA