Ciudad Ho Chi Minh (VNA) - La compañía vietnamita Eastwood Energy y el grupo sueco CellMark firmaron en esta ciudad un contrato a largo plazo para el suministro de unos 300 mil toneladas de pellets de madera al mercado japonés, a partir de 2021. 

Acto de firma del acuerdo (Fuente: VNA)

Durante el acto para la rúbrica del documento, efectuado la víspera, Pham Trung Cang, presidente de la junta directiva de Eastwood Energy, destacó el gran tamaño del comercio de artículos madereros de Vietnam, cuyo valor se estima en unos 20 mil millones de dólares actualmente, a la vez que señaló las posibilidades del país indochino de aumentar la venta de subproductos, tales como pellets de madera.

En tanto, puntualizó que la empresa apunta a exportar más de 500 mil toneladas de pellets a Corea del Sur y Japón en 2019, y al menos 300 mil toneladas al mercado nipón para 2021.

Para tal objetivo, ese rubro debe cumplir con los altos estándares técnicos establecidos, además de recibir certificado del Consejo de Administración Forestal (FSC), requisitos previstos para los productos de ese sector, explicó. 

De acuerdo con representantes de Eastwood Energy, el comercio de pellets de madera entre la empresa sudesteasiática  y CellMark aumentó el año pasado a 324 mil 600 toneladas, de unos 19 mil 800 toneladas reportadas en 2015.

En Vietnam, el grupo sueco ocupó el año pasado un 25 por ciento del volumen total de las exportaciones de ese rubro, y actualmente la entidad apunta a buscar en el país indochino proveedores de ese producto para abastecer el mercado japonés a largo plazo, sostuvieron.

Los pellets son productos naturales, catalogados como biomasa solida, que se presentan como cilindros muy pequeños, de unos pocos milímetros de diámetro, elaborados a partir de serrín natural seco, sin aditivos, comprimido a una alta presión hasta lograr un cuerpo muy denso y duro, con gran poder calorífico.

Con buenas propiedades térmicas y amigable al medio ambiente, ese producto se utiliza como combustible para las centrales térmicas, en sustitución del carbón y el petróleo, en equipos de generación de calor en las industrias, así como para la calefacción doméstica, entre otros usos.- VNA