Kuala Lumpur, (VNA)- Malasia planea realizar en el tiempo venidero mil 300 redadas cada mes en aras de detectar a los trabajadores extranjeros ilegales en el país y también a los empleadores de esos asalariados.

Foto de ilustración (Fuente: VNA)


El director general del Departamento de Inmigración de la nación sudesteasiática, Mustafar Ali, informó hoy que esa cifra es superior a la meta trazada anteriormente de 850 casos.

Informó que durante el mes pasado, la unidad llevó a cabo más de mil 300 operaciones al respecto y a partir del inicio en julio de este año de la campaña correspondiente denominada “Ops Mega”, más de 19 mil inmigrantes ilícitos y 427 empleadores, la mayoría en el campo de la construcción y los servicios, fueron detenidos.

La operación “Ops Mega” se emprendió inmediatamente luego de la conclusión del programa E-card, que consiste en el otorgamiento de licencias de trabajo temporal, aplicado del 15 de febrero al 30 de junio pasado, a los empleados ilegales provenientes de 15 países para superar la situación caracterizada por la escasez de trabajadores en el país.

Sin embargo, después de la finalización de ese programa, se registran aún un gran número de trabajadores extranjeros que permanecen de forma ilícita en Malasia.- VNA