Bangkok (VNA)- El primer ministro de Tailandia, general Prayut Chan-o-cha, dio un buen uso a sus poderes especiales por última vez, para poner fin al gobierno militar, que ha sido objeto de muchas críticas en el país y en el extranjero durante los últimos cinco años.
El primer ministro de Tailandia, general Prayut Chan-o-cha, da un buen uso a sus poderes especiales para poner fin al gobierno militar (Fuente: Reuters)

En concreto, el premier tailandés levantó las prohibiciones de los medios de comunicación y transfirió a los tribunales civiles todos los casos relacionados con delitos contra sus órdenes.

Las transferencias judiciales y de jurisdicción son parte de una disposición, que se espera que sea la última, para revocar 66 de los 460 decretos y anuncios que ha emitido desde el golpe militar de 2014.

El Consejo Nacional para la Paz y el Orden (NCPO, inglés) se disolverá constitucionalmente cuando el nuevo gabinete tome juramento

Se espera la próxima aprobación,  en cualquier momento, de la lista del gabinete encabezado por él, quien ha sostenido al país durante media década con firme control, tras el golpe militar de 2014, y  continuará gobernándolo durante otros cuatro años.- VNA