Hanoi (VNA) – El Presidente del Frente de la Patria de Vietnam, Tran Thanh Man, destacó las contribuciones de los miembros de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días en el país a la gran unidad nacional.
Tran Thanh Man y Gary Evan Stevenson (Fuente: VNA)

En una recepción el miércoles en Hanoi para una delegación de esta Iglesia, encabezada por Gary Evan Stevenson, miembro de su Quórum de los Doce Apóstoles, Thanh Man resaltó que los seguidores de esta práctica religiosa también han contribuido a los logros socioeconómicos nacionales.

Pidió al Comité Representativo de la Iglesia en Vietnam que continúe coordinando con las agencias competentes para estimular a los seguidores a participar en actividades sociales, movimientos patrióticos, así como en agencias electas y en el Frente de la Patria.

Se instó al comité a llevar a cabo programas conjuntos sobre protección ambiental y respuesta al cambio climático, y materializar la Ley de creencias y religiones que entró en vigencia el 1 de enero último.

Por su parte, Stevenson enfatizó que el Frente de la Patria de Vietnam ha creado condiciones favorables para que la Iglesia promueva el rol de sus seguidores en movimientos patrióticos y campañas lanzadas por la mencionada organización de masas.

Prometió que continuará alentando a los seguidores para que participen en la protección del medio ambiente y la adaptación a la variedad atmosférica, junto con programas que ofrezcan agua potable a los residentes en áreas remotas y que enseñen inglés a los seguidores en Vietnam.

La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos días, también conocida como iglesia mormona, fue fundada en 1830 en Utah, Estados Unidos. Esta Iglesia actualmente posee más de 15 millones de miembros y 88 mil misioneros, distribuidos en 29 mil congregaciones ubicadas en alrededor de 133 países.

Esta Iglesia se introdujo en Vietnam en 1962 y fue concedida la licencia de operación por el Gobierno de Vietnam del Sur en 1967.

Después de 1975, la iglesia mormona en Vietnam dejó de operar, y la mayoría de sus miembros migraron a otros países. Los que se quedaron en el país practicaron la religión en el hogar.

En 1995, la Iglesia Mormona revivió sus actividades en el país indochino, con dos agrupaciones formadas en Hanoi y Ciudad Ho Chi Minh. En la actualidad, la Iglesia cuenta con cerca de mil seguidores, sobre todo en esas dos ciudades.

Para apoyar a los mormones a la práctica religiosa, el Comité Representativo Interino de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos días de Vietnam fue reconocido oficialmente en mayo de 2014. – VNA