Hanoi,  (VNA)- En Hanoi, la cafetería Robotcafe en la calle de Lac Trung, Hanoi, es un sitio atractivo para los fanáticos de la tecnología y los jóvenes por tener a su servicio un robot que sirve la bebida a los clientes y por su decoración única.

Escena de la cafetería Robotcafe (Fuente: internet)


Con el deseo de llevar una nueva tendencia a los clientes, el dueño de la cafetería Robotcafe construyó un robot que funge como mesero, llamado Mortar. Mortar mide 1,3 metros de alto y pesa 20 kilogramos, es capaz de funcionar durante 15 horas, realiza la mayor parte del trabajo de un camarero, como llevar bebidas a los clientes, e incluso los invita a recoger sus pedidos con palabras.

Robotcafe está decorada como una nave espacial, con imágenes del universo en las ventanas. Los visitantes realmente se sienten como si estuvieran en una nave espacial.

La cafetería se constituyó a partir de la pasión por la creación de robots de dos jóvenes vietnamitas, Nguyen Quoc Phi, nacido en 1988, y Vu Trung Thanh, en 1993. Pasaron mucho tiempo trabajando juntos para crear el robot capaz de hacer las labores de un camarero. Hay ideas similares en el mundo, pero en el país, Quoc Phi y Trung Thanh son las primeras personas que lograron el éxito.

Vu Trung Thanh es experto en la fabricación de robots. Cuando estudiaba en la Universidad Politécnica de Hanoi (Bach Khoa), los diseñó para servir a la medicina.  Después de graduarse, intentó varios trabajos fuera de su especialidad, pero siempre ha tenido pasión por los robots.

"Cuando Nguyen Quoc Phi compartió conmigo su idea de construir la cafetería con un robot mesero, me emocioné e inmediatamente me puse a trabajar", relató Vu Trung Thanh.

La construcción del robot comenzó en marzo de 2017 y finalizó a finales del año. Fracasaron varias veces y los costos de fabricación de Mortar ascendieron a 100 millones de dongs, mucho más del presupuesto estimado. Finalmente, el robot mesero fue creado y está funcionando bien, sin fallo alguno. Los jóvenes planean hacer otros tres para ponerlos en servicio en la misma cafetería. Los de la próxima generación serán más modernos, con nuevos rasgos, como codos más flexibles y frases de comunicación con los clientes más diversas, y los costos se reducirán a la mitad.

Quoc Phi y Trung Thanh esperan que Robotcafe se convierta en un lugar  familiar para los jóvenes  entusiastas de la robótica y las nuevas tecnologías.-VNA