Hanoi (VNA)- Garantizar la seguridad alimentaria y el desarrollo rural para sentar las bases de la reducción sostenible de la malnutrición es el mensaje de la Semana de Nutrición y Desarrollo en curso en Vietnam.
 
Lanzada por el Ministerio de Salud del 16 al 23 de octubre, la campaña tiene como objetivo materializar la Estrategia Nacional de Nutrición para el período 2011-2020 y responder al Día Mundial de la Alimentación (16 de octubre).

El impulso se centrará en alentar a las personas a desarrollar el modelo de jardín-estanque-ganado (VAC, en idioma vietnamita) con el fin de tener alimentos seguros y mejores niveles de vida, mientras se coordina con el sector agrícola para emplear soluciones destinadas a garantizar la seguridad alimentaria de los hogares.

Las localidades también se unirán para aumentar la conciencia pública sobre la ingesta nutricional equilibrada en el hogar, contribuyendo a mejorar el bienestar y el físico de los vietnamitas.

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) estimó que durante el período 2010-2012, 852 millones de personas en los países en desarrollo o alrededor del 15 por ciento de la población mundial sufrieron de desnutrición crónica.

Las agencias de las Naciones Unidas también revelaron que en 2016, unos 209 millones de niños sufrieron desnutrición. En el año, las condiciones de deficiencia en la nutrición afectaron a unas dos mil millones de personas en todo el mundo.

A pesar de ser uno de los mayores exportadores de arroz del mundo, con alrededor de 5,7 millones de toneladas enviadas al exterior en 2017, 800 mil toneladas más que en 2016, siguen existiendo problemas en el país en materia de seguridad alimentaria en los hogares, especialmente en las zonas afectadas por el cambio climático.

Por lo tanto, la seguridad alimentaria desempeña un papel importante en la lucha contra el hambre y la reducción de la tasa de desnutrición en Vietnam. – VNA