Hanoi  (VNA) Dos terremotos con magnitud de 5 y 5,6 grados Richter sacudieron esta madrugada las aguas frente a la costa del centro y del sur de Filipinas, informó un vocero del Instituto de Vulcanología y Sismología de ese país. 

El primer sismo, de 5,6 grados, sucedió en el mar de la provincia de Davao Occidental, en el sur de Filipinas, con epicentro a 143 kilómetros de profundidad, precisó la fuente. 

Una hora después, el segundo terremoto estremeció las aguas frente a la costa de la provincia de Samar del Este, en el centro del país, con epicentro localizado a una profundidad de 20 kilómetros. Las autoridades todavía no reciben informes sobre las pérdidas provocadas por esos incidentes. 

La semana pasada, tres consecutivos sismos ocurrieron en la isla de Batanes, en el norte de Filipinas, cobrando la vida de ocho personas, mientras que otras 63 resultaron heridas. 

Anoche un terremoto de 6,9 grados sacudió la isla de Sumatra de Indonesia, destruyendo decenas de construcciones y obligando a miles de pobladores a evacuarse. 

La Agencia Nacional de Gestión de Desastres (BNBP) advirtió que el sismo podría provocar un tsunami de hasta tres metros de altura, azotando la zona sureña de la poblada isla de Java. Sin embargo, la alerta se levantó unas horas después. 

El presidente indonesio, Joko Widodo, instó a las unidades competentes, entre ellas fuerzas militares, a enfrascarse en la mitigación de las consecuencias y a seguir de cerca la situación para garantizar la seguridad de los ciudadanos en las zonas vulnerables. 

Tanto Indonesia como Filipinas se encuentran en el cinturón de Fuego del Pacífico, zona de fuerte actividad telúrica. - VNA