Hanoi (VNA)- En Vietnam se registran más de siete millones católicos, que representan casi el 8 por ciento de la población, quienes contribuyen de forma importante al desarrollo y la prosperidad nacional.
 
El coro de la catedral de Phu Cam, con capacidad para 2 500 personas, está casi totalmente ocupado durante los servicios dominicales. (Fuente: VNA)

Los seguidores del catolicismo, que llegó a Vietnam en 1533, viven en unas cuatro mil 500 parroquias diseminadas en todo el país, según datos oficiales.

Cuando uno visita a las parroquias de las arquidiócesis de Hanoi, Hue y Ciudad Ho Chi Minh, se encuentran la atmósfera alegre de los feligreses.

Más de dos mil católicos asisten a una misa dominical en la catedral de Phu Cam, provincia de Thua Thien - Hue, se alegraron de saber por el sacerdote Giuse Nguyen Huu Quoc Huy que la arquidiócesis de Hue celebró con éxito la ceremonia de apertura del Año Jubilar 2018, evento más grande después del  aniversario 150 de la fundación de la diócesis de Hue, celebrado en 2000.

En 1960, la diócesis de Hue tuvo el honor de ser ascendida a arquidiócesis por una orden emitida por el papa Juan XXIII, pontífice número 261 de la Iglesia Católica. Hue adquirió el mismo rango que las arquidiócesis de Hanoi y Saigón.

La de Hue es una de las tres arquidiócesis de la iglesia católica en Vietnam. Tiene cinco diócesis, a saber, Ban Me Thuot, Da Nang, Nha Trang, Kon Tum y Quy Nhon. La arquidiócesis cubre las provincias de Thua Thien - Hue y QuangTri.

Phu Cam es la catedral bajo la arquidiócesis de Hue, que cubre las provincias de Thua Thien - Hue y QuangTri. Ubicada en una colina, Phu Cam es uno de los templos más grandes y antiguos de Hue, visitada regularmente por unas seis mil personas, especialmente en los fines de semana.
 
El grupo infantil de la catedral de Phu Cam participa con entusiasmo en la enseñanza de danza y música. (Fuente: VNA)


El santuario de Nuestra Señora de La Vang, en la provincia de Quang Tri, otra iglesia bajo la arquidiócesis de Hue, no solo es el santuario más importante para los peregrinos católicos vietnamitas, sino también un famoso sitio religioso histórico a nivel nacional e internacional.

El conocido santuario tiene una impresionante y hermosa basílica de estilo arquitectónico vietnamita construida en 2012, con capacidad para cinco mil personas.

Cada año, a mediados de agosto, el santuario de La Vang recibe a cientos de miles de creyentes y visitantes que vienen a orar por las bendiciones de Nuestra Señora de La Vang.

Las autoridades locales han hecho grandes esfuerzos para ayudar a la arquidiócesis de Hue a desplegar su vida religiosa. Esto demuestra la comprensión y el intercambio entre el gobierno local y la comunidad católica en la construcción de una buena vida para los feligreses de la localidad.

Al llegar la parroquia de Phat Diem, en el distrito de Kim Son, provincia de Ninh Binh en el verano, los visitantes pueden asistir a una clase para niños y jóvenes dentro de la antigua catedral homónima.

La clase se divide en tres grupos basados en la edad. El grupo senior está compuesto por adolecentes de entre 13 y 15 años; el de los pequeños de entre 10 y 12; y el de menores, entre 7 y 9.

El grupo de los mayores son enseñados por pastores, pastores asociados y capellanes para ayudar y guiar a los niños en la parroquia en las actividades de verano.

La clase está organizada de manera que garantice la relajación de los alumnos que practican las habilidades de los exploradores y aprenden a organizar equipos a través de los juegos.

Pham Thi Thu, miembro principal del grupo, dijo que aprendió muchas habilidades de organización y conocimiento sobre la iglesia católica, la Biblia y las políticas religiosas al asistir a la clase de verano impartida por pastores. Thi Thu dijo que era una buena manera para que ella sirviera a la iglesia católica.

Además de estudiar el dogma de la iglesia, los niños tienen la oportunidad de conocer la historia de la catedral Phat Diem y visitar reliquias históricas y culturales locales, como el puente homónimo con techo de tejas y el teatro Nam Thanh.

Con el principio de "ser bueno tanto en la vida como en la religión", los feligreses de la parroquia de Suoi Rao en la provincia de Ba Ria - Vung Tau, han desarrollado con éxito una economía agrícola.

Al visitar la parroquia de Suoi Rao en el distrito de Chau Duc, que se encuentra bajo la arquidiócesis de Ciudad Ho Chi Minh, se puede encontrar la vegetación de árboles de caucho, pimiento y frutales crecidos en granjas que se mezclan con los bosques y montañas.

Los visitantes pueden observar la vida acomodada de los feligreses de esta parroquia costera con el desarrollo de las actividades agrícolas cuando visitamos la granja de cerdos y cabras de Nguyen Kieu Hung y Tran Thi Van.

"Tenemos cuatro hectáreas para cultivar árboles de caucho y criar peces, por lo que ganamos bien. Nuestro hijo, Nguyen Van Ngoc, está estudiando en el seminario de Xuan Vien para servir a nuestra patria ya la parroquia", dijo Thi Van.

Tran Duy Quang, otro feligrés de Suoi Rao, también gana la vida con la cría de carpas.

"Este modelo de piscicultura se ha ampliado en la comuna de Suoi Rao con 25 familias que crían peces en un área total de 35 hectáreas que suministran alrededor de 700 toneladas de pescado al mercado", dijo Pham Van Hinh, presidente de la Asociación de Agricultores de la comuna.

Los piscicultores obtienen grandes ganancias de este cultivo, gracias a los altos rendimientos y los buenos precios, según Van Hinh.

Además de ayudar a los creyentes a desarrollar la economía, la parroquia de Suoi Rao también organiza actividades de aprendizaje y caridad para los estudiantes y ayuda a las personas pobres.-VNA