Singapur  (VNA) - Los ministros y altos funcionarios de los 10 Estados miembros de la Asociación de Naciones del Sudeste de Asia (ASEAN) se reunieron en la segunda Conferencia Ministerial de la agrupación sobre Ciberseguridad (AMCC, inglés) para deliberar medidas contra los ataques cibernéticos.

Al evento, acontecido este lunes en Singapur, asistieron también ministros y altos funcionarios de cinco interlocutores de la ASEAN como Estados Unidos, Australia, Japón, Nueva Zelanda y China.

La delegación vietnamita a la conferencia fue encabezada por el ministro de Seguridad Pública, To Lam.

En la ceremonia de apertura, el ministro de Información y Comunicación de Singapur, Yaacob Ibrahim, destacó las cada vez más complejas amenazas cibernéticas, las cuales afectan a todas las facetas de la vida social, especialmente en la era digital.

Agregó que los ataques cibernéticos también han sido responsables de pérdidas económicas significativas, por ejemplo, los productos como GoldenEye interrumpieron las operaciones de numerosas compañías.

Subrayó la necesidad de cooperación en la ASEAN para abordar los desafíos de seguridad cibernética a fin de aprovechar al máximo los beneficios de la futura economía digital.

Los participantes coincidieron en la importancia de mejorar la coordinación para asegurar que los esfuerzos de la ASEAN en materia de ciberseguridad se implementen en varias plataformas con el fin de hacer frente a amenazas cibernéticas cada vez más sofisticadas.

Los Estados miembros de la ASEAN también expresaron su apoyo al desarrollo de normas que guíen el uso de las tecnologías informáticas en el bloque de manera responsable.

Coincidieron que tales normas ayudarán a aumentar la confianza entre los países miembros y a aprovechar todo el potencial del ciberespacio para lograr una mayor prosperidad económica.

La economía digital de la ASEAN puede crecer 200 mil millones de dólares en los próximos 10 años, de los cuales el comercio electrónico representa casi 90 mil millones de dólares, según expertos singapurenses.

Sin embargo, la infraestructura y las medidas para garantizar la seguridad cibernética en los países miembros de la ASEAN siguen siendo pobres. Por lo tanto, la economía digital se vuelve vulnerable a los ataques cibernéticos. – VNA