Ginebra, 27 nov (VNA)- Cientos de personas participaron en el Festival de la Gran Unidad Vietnam-Suiza, efectuado en la ciudad de Zúrich por la Asociación de Amistad entre los dos países. 
Celebrado en Suiza Festival de Gran Unidad con Vietnam (Fuente:VNA)

Al intervenir en el evento, el embajador vietnamita en Suiza, Pham Hai Bang, agradeció la ayuda de esa Asociación a las víctimas del agente naranja/dioxina y a los niños discapacitados en zonas montañosas de Vietnam.

Por su parte, la presidenta de la Asociación, Anjuska Weil, rememoró las actividades de su entidad a partir de su fundación en 1982, especialmente la asistencia a los menores afectados por esa sustancia tóxica utilizada por Estados Unidos durante la guerra pasada en Vietnams  y a los accidentados por los remanentes de bombas y minas que aun permanecen en varias localidades del país indochino.

Este año marcó el inicio de la ayuda de la Asociación en el ofrecimiento de becas a largo plazo para 30 alumnos con escasos recursos económicos en el distrito de Chau Thanh A, en la provincia survietnamita de Hau Giang, agregó.

En la ocasión, también se presentó un documental sobre  el médico y bacteriólogo suizo Alexandre Yersin, quien nació en 1863 en Lavaux, en el cantón suizo de Vaud, y falleció en 1943 en Nha Trang, Khanh Hoa, Vietnam.

Además, la Asociación publicó su propia revista llamada “La paz” con varios artículos sobre el Mar del Este y la demanda jurídica de las víctimas del agente naranja contra empresas químicas de Estados Unidos.

Durante el lapso 1961-1971, la aviación estadounidense roció sobre territorio vietnamita 80 millones de litros de herbicida que contenían 400 kilogramos de dioxina, uno de los componentes químicos más tóxicos conocidos por el hombre.

La mayor guerra química en la historia dejó a seis millones 800 mil vietnamitas expuestos al letal tóxico. Miles de ellos fallecieron, mientras otros millones de víctimas y sus descendientes padecen hoy de enfermedades causadas por el defoliante.

Datos oficiales señalan, además, que en Vietnam alrededor de seis millones de hectáreas están aún contaminadas por bombas, minas y dioxina.-VNA