Hanoi, 06 oct (VNA)- Con más de 80 años de actividades y esfuerzos incansables por la causa revolucionaria de la nación, el exsecretario general del Partido Comunista de Vietnam Do Muoi ha hecho grandes contribuciones a la lucha por liberación y reunificación nacional y a la construcción del socialismo, escribió el premier, Nguyen Xuan Phuc, en su artículo sobre ese excelente discípulo del presidente Ho Chi Minh.
Premier vietnamita, Nguyen Xuan Phuc, rinde homenaje al ex secrectario general, Do Muoi (Fuente: VNA)

Bajo el título “Camarada Do Muoi: Líder talentoso, Secretario General del Partido firme y creativo en la empresa de renovación”, el texto describe al exdirigente partidista como una persona que dedicaba todo el corazón al Partido y a la Patria, y servía con devoción a la revolución y al pueblo.

Do Muoi participó en el movimiento del Frente Popular, en 1939 fue admitido en el Partido Comunista de Indochina. En 1941, fue arrestado por el gobierno colonial francés, condenado a 10 años de prisión y detenido en la cárcel de Hoa Lo, Hanoi. En 1945, se escapó de la presión, participó en la insurrección para la toma del poder en Ha Dong y fue nombrado secretario del Comité del Partido en esa provincia.

En la resistencia contra los colonialistas franceses, desempeñó el cargo de secretario del Comité del Partido en las provincias de Ha Nam, Nam Dinh, Ninh Binh y la ciudad de Hai Phong. 

Después de la restauración de la paz, Do Muoi fue asignado para ocupar puestos de liderazgo en numerosos ministerios, sectores y gobierno. Como viceprimer ministro y vicepresidente del Consejo de Ministros, durante más de 20 años (1965-1986), participó en la dirección de la lucha contra la guerra destructiva del imperialismo norteamericano; fue jefe de la Dirección de suministro de municiones y alimentos al Sur y supervisó la implementación de las obras clave del Estado.  

En calidad de presidente del Consejo de Ministros (de septiembre de 1988 a junio de 1991), Do Muoi se unió al colectivo del Buró Político, dirigido por el entonces secretario general del Partido, Nguyen Van Linh, para construir la política de renovación y tomar acciones decisivas: combate contra la inflación, eliminación de subsidio al negocio de alimentos, exportación, política fiscal, cambios de precios y tipos de cambio, recálculo de salario y regulaciones sobre tasas de interés bancarias.  

Según el Fondo Monetario Internacional, necesitaban tres mil millones de dólares para hacer frente a la inflación, una enorme suma de dinero para Vietnam en aquel momento. En esta circunstancia, Do Muoi indicó que “la única forma es promover la fuerza interna, basada en las personas, para crear un nuevo potencial”. Los trabajos prioritarios eran acelerar la producción, ejecutar la política de ahorro y concentrarse en el desarrollo de la agricultura y la implementación del mecanismo de contratación. Como resultado, se había promovido la producción y resolvió básicamente el problema de los alimentos.

Además, el Estado adoptó las políticas de estímulo a la inversión y ampliación de producción, y a los depósitos en bancos para recaudar capital para la producción.

Con el tiempo, las políticas monetarias y económicas del gobierno habían funcionado, especialmente en términos de reducción de la inflación, desde 774 por ciento registrado en 1986 a 34 por ciento en 1989 y 14 por ciento en 1992.

Junto con el combate antiinflación, propuso la política de desarrollo de la industria pesada, hacia la industrialización y modernización del país, y la construcción de una economía autosuficiente.

En junio de 1991, Do Muoi fue elegido secretario general del Partido. Este año se registró la disolución de la Unión Soviética y la caída de otros países socialistas de Europa oriental. La situación mundial era complicada, las fuerzas hostiles intensificaban las actividades tergiversadoras, lo que afectó adversamente al país. Mientras, la situación socioeconómica nacional había mejorado, pero aún estaba llena de dificultades.

Para eliminar las dificultades y continuar la renovación y el desarrollo del país, el Buró Político determinó que la tarea más importante en este momento es romper el embargo, normalizar las relaciones con China y Estados Unidos, unirse a la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) y ampliar las relaciones con otros países.

En este contexto, Do Muoi, al frente de una delegación del Partido y el Estado, realizó una visita a China del 5 al 10 de noviembre de 1991. Al término de esta visita, ambas partes emitieron una declaración conjunta que marca la normalización de las relaciones entre las dos naciones. Se trata de un logro diplomático notable del país desde el inicio del proceso de renovación.

Tras la normalización de los nexos con China, dirigió un esfuerzo coordinado con Estados Unidos para resolver la cuestión de los soldados norteamericanos desaparecidos. La parte estadounidense reconoció la voluntad de Vietnam, y sobre esta base, el 11 de julio de 1995, el presidente Bill Clinton anunció la normalización de relaciones con Vietnam. El hecho es un hito importante, ya que se interrumpió completamente el bloqueo y el embargo. Desde ese momento, el país tenía condiciones favorables para ampliar la cooperación internacional y aprovechar los recursos externos en la revitalización nacional.

Bajo la dirección del exsecretario general, basada en la posición  “Vietnam es amigo y socio confiable para todos los países en el mundo”, el país estableció numerosos nexos de cooperación bilateral y multilateral.

Durante más de 80 años de actividades, en cualquier cargo que desempeñaba, Do Muoi siempre había cumplido de manera excelente sus tareas asignadas. Son un brillante ejemplo de ética revolucionaria, capacidad de trabajo, pensamiento inteligente, creatividad y compromiso con la ideología comunista, con una fuerte creencia en la victoria del socialismo y el brillante futuro del país. Con sus contribuciones, fue galardonado con muchos títulos nobles del Partido y el Estado, como el Orden de Estrella dorada y la insignia de 80 años de militancia, entre otros.

Con su dedicación y sacrificio por el país y el pueblo, el nombre de Do Muoi ha sido y se convertirá en un memorial que vive  en los corazones de todos los cuadros, militantes y vietnamitas, concluye el texto. – VNA