El vicecanciller vientamita, Bui Thanh Son, (izq) y el subsecretario de Relaciones de Santa Sede con los Estados, Antoine Camilleri. (Fuente: VNA)
Hanoi (VNA) El vicecanciller vietnamita Bui Thanh Son y el subsecretario de Relaciones de Santa Sede con los Estados, Antoine Camilleri, copresidieron hoy aquí la séptima reunión del Grupo de Trabajo Conjunto Vietnam- El Vaticano. 

En la cita, Bui Thanh Son enfatizó los esfuerzos incesantes del Partido y el Estado de Vietnam en el perfeccionamiento del sistema legal y las políticas para respetar y garantizar la libertad de religión y creencia de los pobladores.

Las autoridades vietnamitas siempre han prestado atención a las necesidades de la Iglesia Católica y facilitado las actividades de la comunidad católica en el país indochino, precisó.

También elogió la buena marcha de las relaciones entre Vietnam y El Vaticano, especialmente las reuniones entre los altos funcionarios de ambas partes y la visita a El Vaticano del vicepremier vietnamita Truong Hoa Binh en octubre pasado.

Las dos partes mantienen mecanismos de intercambio efectivos, promoviendo así el entendimiento mutuo y la solución de los problemas sumergidos, dijo, y sugirió que El Vaticano debe prestar atención a la comunidad católica vietnamita.

Por su parte, el subsecretario de Relaciones de la Santa Sede con los Estados, monseñor Antoine Camilleri, afirmó que el Papa Francisco siempre dedica especial atención a Vietnam y aspira que la población católica en el país indochino cumpla las leyes y contribuyan al desarrollo nacional. 

Manifestó el agradecimiento al Gobierno y las autoridades de todos los niveles de Vietnam por favorecer las actividades de la Iglesia Católica y del enviado especial no residente de El Vaticano.

Además expresó la convicción de que ambas partes continúen manteniendo intercambios y contactos regulares en todos los niveles.

Las dos partes valoraron que la séptima reunión del Grupo de Trabajo Conjunto Vietnam- El Vaticano contribuirá a impulsar el intercambio y el proceso de desarrollo de los vínculos bilaterales, en respuesta a los intereses comunes, así como de la comunidad católica vietnamita.

En la reunión, se acordaron algunas cuestiones relacionadas con la elevación de los vínculos bilaterales desde el nivel del enviado no residente al enviado residente en Vietnam.

Durante su estancia en este país, Antoine Camilleri se reunió con el primer ministro Nguyen Xuan Phuc, sostuvo un encuentro con el jefe del Comité Gubernamental de Asuntos Religiosos, Vu Chien Thang, y asistió a una ceremonia de investidura como arzobispo de la Arquidiócesis de Hanoi del prelado Giuse Vu Van Thien.-VNA