Kuala Lumpur, (VNA)- Malasia extendió los permisos para una operación de seis meses a la compañía australiana especializada en la producción de tierras raras Lynas Corp, según informó la Junta de Licencias de Energía Atómica del Ministerio del Medio Ambiente de este país. 

Foto ilustrativa (Fuente: asia.nikkei.com)

Esta decisión de renovar la licencia para ese gran productor de tierras raras se tomó en el contexto de la guerra comercial entre los gobiernos de Washington y Beijing, al considerarse que la misma podrá causar una disminución en la provisión de esos elementos químicos. 

Sin embargo, la extensión de la licencia para la fábrica, ubicada en el estado de Pahang, viene con el requisito de que Lynas debe presentar su plan para operar una instalación de procesamiento fuera de Malasia dentro de cuatro años, y detener todos los estudios relacionados con la producción de acondicionador de suelo, desde residuos de fábrica.

Además, Malasia exige la construcción por Lynas de una fábrica de tratamiento de desechos nucleares de bajo nivel, con la aprobación de las autoridades locales, o llevar los mismos al extranjero. 

Se conocen como tierras raras a 17 elementos químicos, entre los que se encuentran el  itrio, el escandio, y los 15 componentes del grupo de los lantánidos (cerio, praseodimio, neodimio, lantano, prometio, samario, europio, terbio, disprosio, holmio, erbio, gadolinio, tulio, lutecio e iterbio).

Desde su operación en 2012, la fábrica de tierras raras de Lynas enfrenta la oposición de los grupos de protección ambiental, la población local y los políticos, por los efectos negativos causados por su producción y sus desechos a la salud de la comunidad y el medio ambiente.

La fábrica tiene capacidad para procesar 22 mil toneladas de óxidos de tierras raras cada año.-VNA