Da Nang, Vietnam, 11 nov (VNA)- La XXV Cumbre de Líderes del Foro de Cooperación Económica Asia- Pacífico (APEC) 2017 se inauguró hoy en la ciudad centrovietnamita de Da Nang bajo la presidencia del presidente anfitrión, Tran Dai Quang.

Líderes económicos del APEC 2017 (Fuente: VNA)


El jefe del estado vietnamita pronunció un discurso para dar inicio a la sesión a puerta cerrada sobre "Crecimiento innovador, desarrollo inclusivo y empleo sostenible en la era digital".

Enfatizó que durante los últimos 25 años, el mundo y la región han experimentado cambios cruciales en término de economía, relaciones internacionales y balance del poder.

Sin embargo, con una visión estratégica de considerar la promoción económica como la base y la eliminación de las barreras comerciales e inversionistas como la tarea central, “podemos estar contentos con lo que hemos logrado juntos hasta ahora”, subrayó.

Destacó que el APEC ha demostrado su dinamismo, adaptabilidad y la capacidad de transformación para convertir en un foro económico de primera categoría de la región y una fuerza de impulso del crecimiento y la integración mundial.

El bloque también consolida su papel de liderazgo en el enfrentamiento a desafíos globales urgentes, resaltó.

Los objetivos de Bogor sobre comercio e inversión libres y abiertos y el apoyo al sistema de comercio multilateral, así como las estrategias y programas de crecimiento y conexión han proporcionado orientaciones a largo plazo para las actividades del APEC y han desplegado también cientos de áreas concretas para la cooperación, incluyendo los asuntos referentes al comercio e inversión de nueva generación, añadió.

Continuó que todos esos elementos han respondido a las nuevas demandas de la era digital.

Al referirse al escenario regional y global, el jefe del Estado vietnamita notificó que en el último año, el mundo ha sido testigo de cambios más rápidos y complejos de lo esperado.

Exactamente 10 años después de la crisis económica y financiera mundial, la economía global se está recuperando y continúa ajustándose frente a los cambios profundos, enfatizó.

La cuarta revolución industrial ha creado oportunidades sin precedentes para el desarrollo y la innovación. Los históricos acuerdos mundiales, especialmente la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, han trazado directrices a largo plazo para la cooperación internacional por el progreso sostenible, agregó.

Ese contexto requiere del APEC el desarrollo de su papel pionero en la búsqueda de nuevas fuerzas de impulso para el crecimiento, el comercio, la inversión y la conexión; así como la garantía de la distribución equitativa de los beneficios brindados por la globalización y la integración económica, remarcó.- VNA