Naypwidaw (VNA) — Las inundaciones en Myanmar han dejado 12 muertos y forzado a más de 150 mil personas a albergarse en 327 campamentos temporales, según fuentes oficiales.
Inundaciones provocan graves consecuencias en Myanmar (Fuente: VNA)

La agencia nacional de desastres naturales reportó que la mayor cifra de muertos tuvo lugar en la región de Bago, donde cuatro personas fallecieron y otras 94 mil se albergaron en 186 campamentos.

Los aguaceros y los fuertes vientos destruyeron algunos puentes y obligaron a los pobladores a escapar de sus viviendas en áreas bajas. Los caminos fueron inundados en algunas áreas, aunque una importante carretera que había estado bloqueada fue reabierta el martes al bajar el nivel de las aguas, según esta agencia.

El ministro myanmeno de Asuntos Sociales y Ayuda, Win Myat Aye, informó que no había suficientes campamentos de socorro, lo que ha resultado en problemas de atestamiento y mala salubridad. 

Agregó que los evacuados tendrán que permanecer en los campamentos en una semana como mínimo. 

Myat Aye reveló que su ministerio ha invertido más de 380 mil dólares en apoyo para los damnificados y compensación para las familias de los fallecidos.

El Departamento de Meteorología de Myanmar prevé que continuarán las precipitaciones en el país hasta el próximo 6 de este mes debido a la presencia de una depresión en la región.

Las peores inundaciones sufridas por Myanmar esta década ocurrieron en 2015, cuando perdieron la vida un centenar de personas y otras 330 mil resultaron afectadas.

En 2008, el ciclón Nargis cruzó el sur del país y dejó tras su paso 138 mil muertos, 800 mil personas sin hogar y otras dos millones 500 mil afectadas.

La estación del monzón o temporada de lluvias en Myanmar suele comenzar en junio y prolongarse hasta octubre.

Fuertes aguaceros han causado severas inundaciones en otros países del Sudeste Asiático. Una represa en una hidroeléctrica en Laos se averió la semana pasada, lo que forzó a miles de personas a dejar sus casas. La cifra de muertos oscila está entre 11 y 27 y más de 100 siguen desaparecidos.

Como resultado de ese incidente, Camboya también se vio afectada y miles de personas fueron evacuadas.

Mientras, Tailandia anunció que siete provincias en el noreste de este país sufren de inundaciones y al menos 30 mil personas han sido afectadas. – VNA