Hanoi (VNA) – La opinión pública afirmó que el juicio contra Trinh Xuan Thanh patentiza la primacía de la ley y consolida la confianza del pueblo en el liderazgo del Partido Comunista de Vietnam. 
Trinh Xuan Thanh (Fuente: VNA)

Se trata de un severo caso acontecido en el Grupo Nacional de Petróleo y Gas (PVN) y la Corporación de Construcción e Instalaciones de Petróleo y Gas de Vietnam (PVC), en el cual 22 personas, incluidos Trinh Xuan Thanh, expresidente de la Junta Administrativa de la PVC, y Dinh La Thang, expresidente de la Junta de miembros del PVN, fueron acusados de “violar intencionalmente las normas del Estado sobre la gestión económica provocando graves consecuencias” y de “malversar bienes”.

El vicepresidente de la Asociación de ancianos de Vietnam, Nguyen Hoa Binh, manifestó su respaldo a la fuerte lucha anticorrupción liderada por el Partido. 

Con respecto a los contradictorios comentarios sobre este caso en las redes sociales, Hoa Binh opinó que es inevitable en la era de la informática.

Sostuvo que las autoridades necesitan divulgar al público la información acertada, en aras de prevenir que las fuerzas hostiles aprovechen esta ocasión para perjudicar el prestigio del Partido y del Estado.  

“Cualquier dirigente tiene determinadas contribuciones y méritos en su cargo, pero una vez que comete el error, debe asumir la responsabilidad para garantizar la supremacía de la ley. El logro de esa persona, en cualquier caso, debe ser la base para que el juzgado considere mitigar su castigo, y no es la excusa,” afirmó. 

Le Danh Chinh, residente en el distrito Dong Da, Hanoi, comentó que el juicio se desarrolla de manera abierta, transparente y legítima, y que el procedimiento contra un gran número de acusados, entre ellos personas que desempeñaban cargos clave en importantes unidades económicas, es otro paso firme del Partido y de todo el sistema político para prevenir y combatir la corrupción.  

“Es también una alarma para los funcionarios públicos y militantes que no cumplan sus responsabilidades, incluso para aquellos que desempeñen altos cargos,” ratificó.  

También manifestó su convicción de que el tribunal adoptará sentencias justas y humanitarias.  

Sobre la cadena perpetua propuesta a Trinh Xuan Thanh, y la sanción de 14 a 15 años de prisión a Dinh La Thang, el profesor de derecho Dao Xuan Hoi valoró que son castigos estrictos y sirven como buen ejemplo para los funcionarios corruptos. 

“La corte decidirá el día 22 próximo las sanciones contra los acusados, y creo que será un veredicto imparcial y riguroso, que tenga fuerza disuasiva y a la vez manifieste la humanidad de una justicia progresista,” confió.  

Quach Thi Ngoc An, profesora de la Universidad Central de Pedagogía Artística, evaluó que el juicio muestra la voluntad del sector jurídico de garantizar la democracia, la imparcialidad y los derechos humanos.  

Aseguró que su confianza se fortalece al testimoniar la determinación del Partido y del Estado de prevenir y resolver los fenómenos negativos.  

El abogado Cao Ba Trung comentó por su parte que la sustitución del banquillo por el “estrado de declaración”, no sólo en el juicio contra Trinh Xuan Thanh, sino también en todos los procesos legales a partir del presente año, manifiesta el respeto al principio de presunción de inocencia, es decir, toda persona acusada de delito tiene derecho a que se presuma su inocencia mientras no se pruebe su culpabilidad.  

Por su parte, Nguyen Huu Bang, residente en el Distrito 12, Ciudad Ho Chi Minh, opinó que además de sancionar estrictamente a los culpables, es necesario recuperar los bienes del Estado perdidos. – VNA