Bangkok, 16 jul (VNA)- La Federación de Industrias Tailandesas (FIT) exhortó al gobierno de este país a mantener el impuesto de 80 por ciento a los coches importados para proteger a la industria automovilista nacional.
El llamamiento proviene de la propuesta de la Asociación de los Productores Domésticos de Automóviles de la FIT, que señaló los impactos negativos que podría traer para ese sector la reducción de los impuestos a los vehículos comprados en el exterior.

 La Asociación también pidió al gobierno intensificar la inspección de los precios de coches importados para cumplir el procedimiento de registro, así como aplicar las reglas de gestión de estándares de calidad y seguridad.
 
Según pronóstico la FIT, la fabricación de coches en Tailandia podría alcanzar este año dos millones de unidades, gracias al aumento de la demanda doméstica.

Mientras tanto, las exportaciones se reducirán 3,48 por ciento, a un millón 100 mil unidades al cierre de 2018, debido a las nuevas reglas de los países compradores.

En aras de promover el desarrollo de ese sector, Tailandia estableció en junio pasado un centro de revisión de gomas y coches en la provincia de Chachoengsao, el primero de su tipo en Asia.

El primer ministro tailandés, Prayuth Chan-ocha, elogió la fundación de ese centro y exhortó a las empresas nacionales a mejorar la competitividad.-VNA