Foto de ilustración (Fuente: NYT)
Manila (VNA) - Los funcionarios y empleados del Gobierno filipino ya no podrán viajar al extranjero durante desastres y emergencias a partir de 2019, indicó un vocero oficial.

De acuerdo con una instrucción del Departamento del Interior y Gobierno Local de Filipinas (DILG) divulgada la víspera, la medida tiene como objetivo garantizar que los alcaldes y otros funcionarios locales no se "pierdan en acción" durante las emergencias y calamidades.

El DILG podrá revocar todas las autorizaciones de viaje aprobadas o permisos de ausencia de funcionarios locales en caso de un desastre natural o provocado por el hombre.

A mediados de enero ese Departamento aprobó sanciones administrativas contra cinco alcaldes municipales de la isla principal de Luzón, en el norte de Filipinas, quienes no pudieron explicar su ausencia durante los desastrosos tifones ocurridos en septiembre de 2018.

Filipinas es uno de los países más propensos a desastres en el mundo. Cada año, un promedio de 22 ciclones tropicales golpea este país archipiélago, de los cuales seis o siete causan daños significativos.

Además, el país está altamente expuesto a peligros geológicos, incluidos terremotos y erupciones volcánicas. -VNA