Foto de ilustración (Fuente: VNA)

Hanoi (VNA) Expertos evaluaron la reciente firma del Tratado de Libre Comercio entre Vietnam y la Unión Europea (EVFTA) como evidencia del apoyo de ambas partes a un sistema comercial libre y basado en las regulaciones.  

El pacto comercial eliminará más del 99 por ciento de las barreras arancelarias, contribuyendo así al aumento del intercambio de los productos, entre los cuales existe una gran complementariedad.  

La Unión Europea (UE) considera a Vietnam un mercado atractivo para los fabricantes de maquinarias, medios de transporte, sustancias químicas, y productos agrícolas.  

Con una población que ya supera los 96 millones de personas, y una creciente clase media, la demanda de alimentos europeos en Vietnam crecerá rápidamente, pronosticaron economistas.  

Los productos europeos entrarán cada vez más fácilmente en el mercado del país indochino, gracias a la reducción de los impuestos y la simplificación de los trámites aduaneros, aseveraron. 

Sin embargo, para aprovechar los beneficios del tratado con la UE, las compañías vietnamitas necesitan estudiar minuciosamente los requisitos de ese exigente mercado, especialmente los referidos a la calidad, la higiene, y el origen de los productos. 

Muchas mercancías de Vietnam como el pescado, el camarón,  y el anacardo,  entre otras, ya satisfacen dichas exigencias mientras que, según expertos, las confecciones textiles, el calzado,  así como los productos agrícolas y acuícolas serán los rubros más beneficiados del tratado comercial, gracias a la eliminación de los aranceles.  

Una vez que obtengan acceso a la UE, las empresas podrán ingresar fácilmente en otros mercados con estándares rigurosos como Estados Unidos, Japón, o Corea del Sur, aseguraron especialistas. - VNA