Hanoi, (VNA) El sector energético en Vietnam reporta desbalances entre la oferta y la demanda, y entre las inversiones y las fuentes de capital, de ahí la necesidad de perfeccionar su estrategia nacional,  indicó la Comisión de Asuntos Económicos del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam (PCV).

Foto de ilustración (Fuente: VNA)


Para el jefe del Instituto de Economía de Vietnam, Tran Dinh Thien, el país todavía prioriza el desarrollo de las industrias clásicas como exploración de carbón, producción de acero y cemento y mecánica, lo que provoca una baja eficiencia económica y alta contaminación ambiental.

En la actualidad, la industria representa el 45,7 ciento del consumo total de la energía, reveló Dinh Thien.

El economista también consideró que Hanoi debe reajustar la estrategia energética y centrarse en las medidas destinadas al ahorro de energía en la producción y en el consumo nacional.

En relación con la exploración de carbón y petróleo, las empresas domésticas enfrentas varias dificultades, debido a las tecnologías atrasadas, la inexactitud en el cálculo de las reservas naturales y las complicadas condiciones geográficas.

Según la Comisión de Asuntos Económicos del órgano rector del PCV, el sistema energético debe modificarse de manera adecuada y sincrónica, especialmente en lo referente al desarrollo de las energías verdes, nuevas y renovables, como la eólica, la solar y la hidráulica.

Dinh Thien consideró que en el futuro, la estrategia energética nacional debe cubrir todos los ámbitos, tanto la producción como el consumo doméstico, sobre la base de las estrategias de desarrollo estatal y empresarial.

La cuarta Revolución Industrial modificará la estructura del sistema energético global, con un incremento del costo de producción de las energías fósiles y la reducción de las renovables, estimó.

Por lo tanto, Vietnam necesita priorizar el avance de las ramas industriales de alta tecnología y las fuentes energéticas limpias y seguras, así como aplicar restricciones técnicas a los métodos tradicionales de producción de electricidad (con materias primas como carbón y petróleo), recomendó. –VNA