Hanoi, 12 sep (VNA)- El Gobierno de Vietnam debe establecer un entorno de negocios capaz de maximizar los impactos positivos de la tecnología digital, aconsejó el vicepresidente del Banco Asiático para el Desarrollo (BAD), Stephen P. Groff.

Vietnam debe esforzarse por aprovechar las ventajas de la cuarta revolución industrial (Fuente: VNA)


En una entrevista concedida a la Agencia Vietnamita de Noticias (VNA) al margen de la Conferencia del Foro Económico Mundial sobre la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (FEM- ASEAN) 2018, que tiene lugar del 12 al 13 próximo, Groff propuso además prestar especial atención al desarrollo de una base de tecnologías de información y comunicación.

Asimismo, sugirió a Hanoi que adopten políticas destinadas a respaldar las inversiones del modelo asociación público- privada en infraestructura y también la conexión a través del internet a fin de crear una superestructura para la economía digital.

Esos factores contribuirán a disminuir los riesgos referentes al intercambio de datos personales, delincuencia y ataques cibernéticos, fraude, lavado de dinero y patrocinio al terrorismo.

Al referirse al tema de la edición del presente año de la gran cita, Groff notificó que la orientación de la atención hacia el espíritu de emprendimiento en el contexto marcado por el desarrollo de la cuarta revolución industrial se considera una decisión adecuada.

Explicó que los avances tecnológicos como la robótica, inteligencia artificial, internet de las cosas e impresión 3D representan grandes potencialidades en el respaldo a la producción y el mejoramiento de la calidad de la vida.

Estudios de BAD señalan que ese progreso posee un significado importante para la educación y la formación vocacional de los países de la ASEAN, incluido Vietnam.

Por otro lado, esos cambios requerirán a los países a equipar a las nuevas generaciones suficientes habilidades para responder a las nuevas exigencias del trabajo.

Con respecto al proceso de integración internacional de Vietnam, el vicepresidente del BAD subrayó que durante las últimas décadas, la apertura del mercado para recibir inversiones ayuda a elevar el valor de las exportaciones e importaciones a un nivel equivalente al 185 por ciento del Producto Interno Bruto en 2017, cifra que podría ascender a 200 por ciento en 2018.

Precisó que en 2017, las inversiones extranjeras directas inyectadas en Vietnam registró un incremento de alrededor de 45 por ciento en comparación con 2016 y alcanzó un logro récord de 35 mil millones de dólares.

Adelantó que la brecha de desarrollo tanto dentro de la misma economía nacional como con otros países en la región se prevé disminuir significativamente en el futuro.

La conferencia del FEM sobre la ASEAN (anteriormente FEM sobre Asia Oriental) es una cita prestigiosa que reúne a líderes de países dentro y fuera de la región. La última edición tuvo lugar en Camboya en mayo de 2017.

El FEM se estableció en 1971 como una fundación sin fines de lucro y tiene su sede en Ginebra, Suiza. El Foro se ha esforzado por demostrar el espíritu empresarial en el interés público mundial, al tiempo que mantiene los más altos estándares de gobierno. - VNA